Ir al contenido

Ir al índice

 EL PUNTO DE VISTA BÍBLICO

El Mesías

El Mesías

La Biblia profetizó que el Mesías vendría al mundo y liberaría a la humanidad de las enfermedades, el sufrimiento y la muerte. ¿Será Jesucristo ese Mesías, como afirman muchos?

¿Había forma de reconocer al Mesías?

La Biblia predijo que el Mesías, o Cristo, desempeñaría dos funciones distintas en dos momentos separados por un largo espacio de tiempo. * Primero vendría a la Tierra convertido en hombre. A fin de que la gente pudiera reconocer que él era el Mesías, los escritores de la Biblia profetizaron muchos detalles de su vida y su ministerio. De hecho, esa es la principal razón de ser de las profecías bíblicas: “dar testimonio de Jesús” (Revelación [Apocalipsis] 19:10).

Cuando estuvo en la Tierra, Jesús hizo en la región de Israel lo que hará por todo el mundo ahora que es un poderoso ser espiritual.

LO QUE DICE LA BIBLIA.

El Mesías...

Jesús cumplió esas profecías y muchas otras. Además curó a enfermos y resucitó a muertos. Así, no solo demostró que era el Mesías, sino que también nos dio buenas razones para confiar en lo que la Biblia promete: que pronto Jesús realizará los mismos milagros, pero por todo el planeta (Lucas 7:21-23; Revelación 21:3, 4). Después de ser resucitado, Jesús ascendió al cielo, se sentó a la derecha del trono de Dios y esperó a que llegara el momento de terminar su labor de Mesías (Salmo 110:1-6).

“Cuando llegue el Cristo, él no ejecutará más señales que las que ha ejecutado este hombre, ¿verdad?” (Juan 7:31)

 ¿Cómo completará el Mesías su labor?

Los judíos de la época de Jesús esperaban que el Mesías los liberara del dominio romano, restableciera el reino de Israel y fuera su rey (Hechos 1:6). Sin embargo, con el tiempo, los judíos que se hicieron discípulos de Jesús comprendieron que él completaría su labor desde el cielo, convertido en un poderoso ser espiritual con gran autoridad (Mateo 28:18).

LO QUE DICE LA BIBLIA.

En su segunda función, el Mesías...

Jesús cumplió con su primera función, y cumplirá con la segunda. Por eso, quienes son sabios estudian con atención su vida y enseñanzas, pues él dijo: “Yo soy el camino y la verdad y la vida” (Juan 14:6).

“En sus días el justo brotará, y la abundancia de paz hasta que la luna ya no sea. Y tendrá súbditos [...] hasta los cabos de la tierra.” (Salmo 72:7, 8)

^ párr. 5 La palabra “Mesías” viene del hebreo; la palabra “Cristo” viene del griego. Las dos significan lo mismo (Juan 1:41).

^ párr. 7 La primera referencia presenta la profecía, la segunda presenta el cumplimiento.