Las Buenas Noticias según Mateo 28:1-20

28  Pasado el sábado, al amanecer del primer día de la semana, María Magdalena y la otra María+ fueron a ver la tumba.+  Y resultó que había ocurrido un gran terremoto, porque el ángel de Jehová había bajado del cielo, se había acercado a la tumba y había hecho rodar la piedra; y ahora estaba sentado en ella.+  El ángel brillaba como un relámpago y su ropa era blanca como la nieve.+  De hecho, los guardias se asustaron tanto que se pusieron a temblar y quedaron como muertos.  El ángel les dijo a las mujeres: “No tengan miedo; sé que buscan a Jesús, el que fue ejecutado en el madero.+  No está aquí, porque ha sido resucitado,* tal como él dijo.+ Vengan, miren el lugar donde estaba tendido.  Y ahora vayan rápido y díganles a sus discípulos: ‘Ha sido levantado de entre los muertos y, fíjense, va delante de ustedes camino a Galilea;+ allí lo verán’. Esto es lo que vine a decirles”.+  Así que ellas, asustadas pero rebosantes de felicidad, se fueron rápido de la tumba* y corrieron a contárselo a los discípulos.+  En eso, Jesús las encontró por el camino y les dijo: “¡Hola!”. Ellas se le acercaron, le rindieron homenaje y se abrazaron a sus pies. 10  Entonces Jesús les dijo: “No tengan miedo. Vayan, avisen a mis hermanos para que vayan a Galilea; allí me verán”. 11  Mientras ellas iban de camino, algunos de los guardias+ fueron a la ciudad y les contaron a los sacerdotes principales todo lo que había pasado. 12  Entonces estos, después de reunirse con los ancianos para decidir qué hacer, les dieron a los soldados una buena cantidad de monedas de plata 13  y les dijeron: “Ustedes digan: ‘Sus discípulos vinieron de noche y robaron el cuerpo mientras nosotros dormíamos’.+ 14  Y, si esto llega a oídos del gobernador, nosotros se lo explicamos.* Ustedes no tendrán de qué preocuparse”. 15  Así que ellos se quedaron con las monedas de plata e hicieron lo que les habían indicado. Y esa es la versión que todavía circula hoy entre los judíos. 16  Por su parte, los 11 discípulos fueron a Galilea,+ a la montaña donde Jesús les había dicho que se encontrarían.+ 17  Cuando lo vieron, le rindieron homenaje. Pero algunos tuvieron sus dudas. 18  Jesús se acercó y les dijo: “Se me ha dado toda la autoridad en el cielo y en la tierra.+ 19  Así que vayan y hagan discípulos de gente de todas las naciones.+ Bautícenlos+ en el nombre del Padre, del Hijo y del espíritu santo. 20  Enséñenles a obedecer todo lo que yo les he mandado.+ Y, recuerden, estaré con ustedes todos los días hasta la conclusión* del sistema”.+

Notas

Lit. “levantado”.
O “tumba conmemorativa”.
O “lo convencemos”.
O “parte final”.

Notas de estudio

la otra María. Es decir, “María la madre de Santiago y de Josés” que se menciona en Mt 27:56. También se la menciona en Mt 28:1; Mr 15:40, 47; 16:1; Lu 24:10 y Jn 19:25. Ver las notas de estudio de Mr 3:18; Jn 19:25.

sábado. Lit. “sábados”. En este versículo aparece dos veces la forma plural de la palabra griega sábbaton. La primera vez, se refiere al día sábado, el séptimo día de la semana, y se traduce “el sábado”. La segunda vez, se refiere a un periodo de siete días y se traduce “de la semana”. El día sábado 15 de nisán había terminado con la puesta del sol. Algunos interpretan que Mateo se refiere a algún momento del anochecer justo “pasado el sábado”. Pero los otros Evangelios muestran claramente que las mujeres fueron a ver la tumba “temprano” en la mañana del 16 de nisán, “cuando ya había salido el sol” (Mr 16:1, 2; Lu 24:1; Jn 20:1). Ver también glosario y apén. B12.

del primer día de la semana. Es decir, del 16 de nisán. Para los judíos, el día inmediatamente después del sábado era el primer día de la semana.

la otra María. Ver la nota de estudio de Mt 27:61.

el ángel de Jehová. Esta expresión, que aparece por primera vez en Gé 16:7, se utiliza muchas veces en las Escrituras Hebreas. En las primeras copias de la Septuaginta, la palabra griega ágguelos (que significa ‘ángel’ o ‘mensajero’) en esta expresión va seguida del nombre divino escrito en caracteres hebreos. Un ejemplo de esto puede verse en Zac 3:5, 6 en una copia de la Septuaginta encontrada en Nahal Hever (Israel) y fechada entre el año 50 antes de nuestra era y el año 50 de nuestra era (ver apén. C). Varias traducciones de la Biblia conservan el nombre divino cuando traducen la expresión “el ángel de Jehová” en este versículo. Ver apén. A5 y apén. C3 (introducción y explicación de Mt 1:20).

el ángel de Jehová. Ver la nota de estudio de Mt 1:20, el apén. C1 y el apén. C3 (introducción y explicación de Mt 28:2).

¡miren! Traducción del término griego idóu, que se suele usar para llamar la atención sobre lo que viene a continuación y así animar al lector a visualizar la escena o fijarse en un detalle de la narración. También se usa para dar énfasis o para introducir algo nuevo o sorprendente. En esta edición, estos términos se han traducido literalmente en algunos lugares, pero a menudo se han usado otros términos y técnicas que crean el mismo efecto. En las Escrituras Griegas Cristianas, el término aparece sobre todo en los libros de Mateo, Lucas y Apocalipsis. En las Escrituras Hebreas, también se usa con frecuencia el término hebreo equivalente.

díganles a sus discípulos: ‘Ha sido levantado de entre los muertos [...]’. Estas discípulas no solo fueron las primeras personas que recibieron la noticia de que Jesús había resucitado, sino que también fueron las que recibieron la instrucción de informárselo a los demás discípulos (Mt 28:2, 5, 7). La tradición judía no bíblica indicaba que el testimonio de una mujer no era aceptable en un tribunal. En contraste con eso, el ángel de Jehová dignificó a estas mujeres al encargarles que dieran esta feliz noticia.

fíjense. Ver la nota de estudio de ¡miren! en Mt 1:20.

se inclinó ante él. O “le rindió homenaje”, “lo honró”. En las Escrituras Hebreas hay registro de personas que también se inclinaron o postraron delante de profetas, reyes u otros representantes de Dios (1Sa 25:23, 24; 2Sa 14:4-7; 1Re 1:16; 2Re 4:36, 37). Está claro que este hombre reconocía que estaba hablando con un representante de Dios que tenía el poder para curar a la gente. Era apropiado que se inclinara para mostrarle respeto al elegido por Jehová para ser el futuro rey (Mt 9:18). Para obtener más información sobre la palabra griega que se usa aquí, ver la nota de estudio de Mt 2:2.

le rindieron homenaje. O “se inclinaron ante él”, “se arrodillaron ante él”. Estas personas reconocían que Jesús era el representante de Dios. Le rindieron homenaje no porque lo consideraran un dios, sino porque era “el Hijo de Dios”. Ver las notas de estudio de Mt 2:2; 8:2; 18:26.

se inclinó ante él. O “le rindió homenaje”, “se arrodilló delante de él”. Al llamar a Jesús “Hijo de David” (Mt 15:22), esta mujer no judía estaba reconociéndolo como el Mesías prometido. Se inclinó ante él no porque lo considerara un dios, sino porque era un representante de Dios. Ver las notas de estudio de Mt 2:2; 8:2; 14:33; 18:26.

le rindieron homenaje. O “se inclinaron ante él”, “se postraron ante él”. Ver las notas de estudio de Mt 8:2; 14:33; 15:25.

mis hermanos. Aquí Jesús llama hermanos a sus discípulos por la relación espiritual que tiene con ellos. Ver Mt 28:16. Comparar con Mt 25:40; Jn 20:17; Heb 2:10-12.

ancianos. Lit. “hombres mayores”. Aunque el término griego presbýteros a veces alude a la edad biológica (por ejemplo, en Lu 15:25; Hch 2:17), no se limita a las personas mayores. En la Biblia, este término se refiere principalmente a los que ocupan un puesto de autoridad y responsabilidad en una comunidad o en una nación. En este caso se refiere a los líderes de la nación judía que con frecuencia se mencionan junto con los sacerdotes principales y los escribas. El Sanedrín estaba compuesto de hombres de estos tres grupos (Mt 21:23; 26:3, 47, 57; 27:1, 41; 28:12). Ver glosario, anciano.

ancianos. Ver la nota de estudio de Mt 16:21.

esto. Es decir, la mentira de que se habían quedado dormidos. Los soldados romanos podían ser condenados a muerte si se quedaban dormidos en su puesto.

del gobernador. Aquí se refiere a Poncio Pilato.

se encontrarían. Parece que más de 500 discípulos asistieron a esta reunión en Galilea (1Co 15:6).

algunos tuvieron sus dudas. De acuerdo con 1Co 15:6, es probable que los que dudaron no fueran apóstoles, sino discípulos de Galilea a quienes Jesús no se les había aparecido todavía.

sus discípulos. Esta es la primera vez que aparece la palabra griega mathētḗs, que se traduce como “discípulo”. Se refiere a un estudiante o alguien a quien se enseña. Incluye la idea de tener un vínculo personal con el maestro, un vínculo que moldea toda la vida del discípulo. Aunque había grandes multitudes reunidas para escuchar a Jesús, parece ser que él habló en especial para el beneficio de sus discípulos, que estaban sentados más cerca de él (Mt 7:28, 29; Lu 6:20).

en toda la tierra habitada [...] a todas las naciones. Ambas expresiones destacan el alcance de la predicación. En sentido amplio, la palabra griega que se traduce “tierra habitada” (oikouménē) se refiere a la tierra como el lugar en donde viven los seres humanos (Lu 4:5; Hch 17:31; Ro 10:18; Ap 12:9; 16:14). En el siglo primero de nuestra era, se usaba para referirse al extenso territorio del Imperio romano, por donde se habían dispersado los judíos (Lu 2:1, nota; Hch 24:5). Por otra parte, la palabra griega que se traduce como “nación” (éthnos) se refiere en sentido general a un grupo de personas más o menos relacionadas entre sí por lazos de sangre y que tienen el mismo idioma. Tal nación o grupo étnico a menudo ocupa un territorio geográfico definido.

porque es profeta. Lit. “en el nombre de un profeta”. En este contexto, la expresión idiomática griega en el nombre de indica que hay un reconocimiento del cargo y la labor del profeta. Comparar con la nota de estudio de Mt 28:19.

hagan discípulos. O “formen alumnos”, “preparen estudiantes”. El verbo griego mathētéuō tiene el significado básico de ‘enseñar’ con la intención de hacer discípulos o preparar alumnos. En Mt 13:52 se traduce como “ha sido instruido” y en Mt 27:57, como “se había hecho discípulo”. En Hch 14:21 se usa para describir cómo Pablo y Bernabé habían hecho “una buena cantidad de discípulos” en Derbe. Los verbos bautizar y enseñar usados en este contexto de Mateo muestran lo que implicaba el mandato de hacer discípulos. Para ver un análisis del sustantivo griego relacionado (mathētḗs), consultar la nota de estudio de Mt 5:1.

gente de todas las naciones. Se podría traducir literalmente como “todas las naciones”, pero el contexto indica que esta expresión se refiere a personas de todas las naciones. El pronombre griego que se traduce como “los” en “bautícenlos” está en género masculino y se refiere a personas, no a naciones (que tiene género neutro en griego). El mandato de llegar a “gente de todas las naciones” era novedoso. Antes del ministerio de Jesús, las Escrituras indicaban que gente de otras naciones (los gentiles) era bienvenida en Israel si iba a servir a Jehová (1Re 8:41-43). Sin embargo, con este mandato, Jesús encarga a sus discípulos la misión de expandir la predicación para llegar a personas que no fueran judías de nacimiento. Así destaca el alcance mundial de la labor cristiana de hacer discípulos (Mt 10:1, 5-7; Ap 7:9). Ver la nota de estudio de Mt 24:14.

en el nombre del. El término griego que se traduce “nombre” (ónoma) puede referirse a algo más que un nombre personal. Como se usa aquí, implica reconocer la autoridad y la posición del Padre y del Hijo, así como el papel del espíritu santo. Reconocer todo eso permite establecer una nueva relación con Dios. Comparar con la nota de estudio de Mt 10:41.

del Padre, del Hijo y del espíritu santo. Está claro que debemos reconocer la autoridad del Padre, Jehová Dios, porque es él quien nos creó, quien nos dio la vida (Sl 36:7, 9; Ap 4:11). Sin embargo, la Biblia también muestra que ningún ser humano puede obtener la salvación sin reconocer el papel del Hijo en el propósito de Dios (Jn 14:6; Hch 4:12). También es vital reconocer el papel del espíritu santo de Dios. Entre otras cosas, Jehová usa su fuerza activa para dar vida (Job 33:4), para inspirar su mensaje a seres humanos (2Pe 1:21) y para darles poder para hacer su voluntad (Ro 15:19). Aunque algunos piensan que enumerar al Padre, al Hijo y al espíritu santo juntos apoya la doctrina de la trinidad, la Biblia nunca indica que los tres son iguales en eternidad, poder y posición. El hecho de que se mencionen juntos en el mismo versículo no demuestra que tengan la misma esencia divina y eterna ni que sean iguales (comparar con Mr 13:32; Col 1:15; 1Ti 5:21).

del espíritu santo. O “de la santa fuerza activa”. El término espíritu (que es neutro en griego) se refiere a una fuerza impersonal en acción que viene de Dios. Ver glosario, espíritu y espíritu santo.

predicar. La palabra griega básicamente significa ‘proclamar como heraldo’. Destaca la manera como se hace la proclamación: por lo común, de forma abierta y pública para que todo el mundo la oiga, más bien que con un sermón a un grupo limitado de personas.

enseñando [...] y predicando. Enseñar y predicar no son lo mismo. El que enseña no solo proclama un mensaje, también instruye, explica, da pruebas y usa argumentos persuasivos. Ver las notas de estudio de Mt 3:1; 28:20.

¡miren! Traducción del término griego idóu, que se suele usar para llamar la atención sobre lo que viene a continuación y así animar al lector a visualizar la escena o fijarse en un detalle de la narración. También se usa para dar énfasis o para introducir algo nuevo o sorprendente. En esta edición, estos términos se han traducido literalmente en algunos lugares, pero a menudo se han usado otros términos y técnicas que crean el mismo efecto. En las Escrituras Griegas Cristianas, el término aparece sobre todo en los libros de Mateo, Lucas y Apocalipsis. En las Escrituras Hebreas, también se usa con frecuencia el término hebreo equivalente.

conclusión. Traducción de la palabra griega syntéleia, que significa ‘fin conjunto’ o ‘fin en combinación’ (Mt 13:39, 40, 49; 28:20; Heb 9:26). Se refiere al periodo de tiempo en el que una combinación de acontecimientos llevaría al “fin” definitivo que se menciona en Mt 24:6, 14. Allí se usa una palabra griega diferente, télos. Ver las notas de estudio de Mt 24:6, 14 y el glosario, conclusión del sistema.

Enséñenles. La palabra griega que se traduce “enseñar” implica instruir, explicar, demostrar algo con argumentos y dar pruebas (ver las notas de estudio de Mt 3:1; 4:23). Enseñar a otros a obedecer todo lo que Jesucristo mandó sería un proceso continuo, que incluiría enseñar lo que él enseñó, poner en práctica sus enseñanzas y seguir su ejemplo (Jn 13:17; Ef 4:21; 1Pe 2:21).

recuerden. Ver la nota de estudio de ¡miren! en Mt 1:20.

conclusión. Ver la nota de estudio de Mt 24:3 y el glosario, conclusión del sistema.

del sistema. O “de la era”. Ver glosario, sistema(s).

Multimedia

Tumba
Tumba

Los judíos enterraban a sus muertos en cuevas o en cámaras excavadas en la roca. Las tumbas normalmente estaban fuera de las ciudades, excepto las tumbas de los reyes. Las tumbas judías que se han encontrado destacan por su sencillez. Esto es porque la religión judía no permitía la veneración de los muertos ni promovía la idea de que hay vida en un mundo espiritual después de la muerte.