En esta escenificación, Akil ha perdido el contacto con sus amigos. Sin embargo, el relato de David y Jonatán le ayuda a encontrar un amigo donde menos se lo espera.