¿Cómo tener un matrimonio feliz?

Los consejos que da la Biblia para tener un matrimonio feliz funcionan porque proceden del mismísimo Creador del matrimonio, Jehová. Nos ayudan a cultivar cualidades que fortalecen el matrimonio y nos advierten contra las actitudes que pueden arruinarlo, además de enseñarnos hábitos de comunicación eficaces. (Lea Colosenses 3:8-10, 12-14.)

Los cónyuges deben respetarse mutuamente. Cuando ambos aceptan el papel que Dios les ha asignado dentro del matrimonio, pueden ser felices. (Lea Colosenses 3:18, 19.)

¿Qué hace que un matrimonio dure muchos años?

Los matrimonios pueden permanecer juntos si se aman. Dios nos enseña cómo se debe amar. Él y su Hijo, Jesucristo, son ejemplos perfectos de amor abnegado. (Lea 1 Juan 4:7, 8, 19.)

Si el esposo y la esposa ven el matrimonio como lo que es, un regalo de Dios, se mantendrán unidos. La intención de Dios es que dicha unión sea permanente para darle estabilidad a la familia. Él hizo al hombre y a la mujer de tal modo que se complementaran física y emocionalmente. Además los creó a su imagen y semejanza, es decir, con la capacidad de imitar su manera de expresar amor. (Lea Génesis 1:27 y 2:18, 24.)