Si busca sugerencias para sobrellevar el duelo, encontrará miles, algunas más prácticas que otras. Quizás sea porque, como ya vimos, cada persona vive el duelo de un modo diferente. Por eso, lo que ayuda a una persona tal vez no ayude a otra.

Aun así, hay algunas sugerencias básicas que han resultado prácticas en muchos casos. Los especialistas en el duelo las citan con frecuencia, y reflejan la sabiduría eterna de un antiguo libro, la Biblia.

1: ACEPTE EL APOYO DE FAMILIARES Y AMIGOS

  • Algunos especialistas creen que este es el factor más importante para sobrellevar el duelo. Aun así, es posible que a veces usted quiera estar solo y quizás hasta se moleste con quienes intentan ayudarlo. Esto es normal.

  • No piense que siempre debe estar acompañado, pero tampoco se aísle. Es posible que más adelante necesite el apoyo de los demás. Dígales lo que necesita y lo que no, pero sea amable.

  • En función de sus necesidades, busque el equilibrio entre el tiempo que pasa acompañado y el que pasa a solas.

PRINCIPIO BÍBLICO: “Mejores son dos que uno [...]. Pues si uno de ellos cae, el otro puede levantar a su socio” (Eclesiastés 4:9, 10).

 2: CUIDE LA ALIMENTACIÓN Y HAGA EJERCICIO

  • Una alimentación equilibrada lo ayudará a sobrellevar el estrés que produce el duelo. Trate de comer frutas, verduras y proteínas con poca grasa.

  • Beba mucha agua y otras bebidas saludables.

  • Si no tiene mucho apetito, coma porciones pequeñas con más frecuencia. También puede pedirle a su doctor que le recomiende algún suplemento alimenticio. *

  • Las caminatas rápidas u otros ejercicios pueden ayudarlo a vencer las emociones negativas. Algunos aprovechan el tiempo que dedican al ejercicio para reflexionar en su pérdida y otros lo aprovechan para no pensar en ella.

PRINCIPIO BÍBLICO: “Nadie odia su propio cuerpo, sino que lo alimenta y lo cuida” (Efesios 5:29, Santa Biblia: Dios habla hoy).

3: DUERMA LO SUFICIENTE

  • El sueño siempre es importante, pero especialmente es así para los que han perdido a un ser querido, pues el duelo produce más cansancio de lo normal.

  • Tenga cuidado con la cantidad de cafeína y alcohol que consume, ya que los dos pueden estorbar el sueño.

PRINCIPIO BÍBLICO: “Mejor es un puñado de descanso que un puñado doble de duro trabajo y esforzarse tras el viento” (Eclesiastés 4:6).

 4: SEA FLEXIBLE

  • Como cada persona vive el duelo de manera diferente, usted debe determinar lo que es mejor en su caso.

  • Para sobrellevar el duelo, a muchos los ayuda expresar su dolor, mientras que otros prefieren no hacerlo. Los especialistas tienen varias opiniones sobre la importancia de expresar los sentimientos durante el duelo. Si usted necesita hablar con alguien de cómo se siente pero se le hace difícil, ¿por qué no empieza poco a poco hablando con un amigo cercano?

  • Algunos necesitan llorar, pero otros sobrellevan el duelo sin apenas hacerlo.

PRINCIPIO BÍBLICO: “Cada corazón conoce sus propias amarguras” (Proverbios 14:10, Nueva Versión Internacional).

 5: EVITE LOS HÁBITOS DESTRUCTIVOS

  • Algunas personas que están de duelo abusan del alcohol y consumen drogas para aliviar su dolor emocional. Hacer eso es destructivo. Cualquier aparente alivio es breve y tiene graves consecuencias. Busque formas que no sean destructivas para aliviar su angustia.

PRINCIPIO BÍBLICO: “Limpiémonos de toda contaminación” (2 Corintios 7:1).

6: USE BIEN EL TIEMPO

  • A muchos les ha resultado útil alternar momentos para expresar su dolor con pausas para realizar actividades que los ayuden a pensar en otra cosa.

  • Puede hallar cierto alivio si hace nuevos amigos o se acerca más a los que ya tiene, si aprende nuevas habilidades o si practica algún pasatiempo.

  • Poco a poco, es posible que sus prioridades cambien. Quizás se dé cuenta de que pasa menos tiempo expresando su duelo y más realizando otras actividades. Esto es una clara señal de que está superando el duelo.

PRINCIPIO BÍBLICO: “Para todo hay un tiempo señalado [...]: tiempo de llorar y tiempo de reír” (Eclesiastés 3:1, 4).

 7: SIGA UNA RUTINA

  • Vuelva a establecer una rutina normal lo antes posible.

  • Si se atiene a un horario para dormir, trabajar y realizar otras actividades, irá sintiendo que recupera cierto grado de normalidad.

  • Mantenerse ocupado con actividades que lo animen aliviará su dolor.

PRINCIPIO BÍBLICO: “No se acordará mucho de los días de su vida, ya que Dios lo mantiene ocupado con la alegría de su corazón” (Eclesiastés 5:20, Reina-Valera Actualizada).

8: NO SE APRESURE A TOMAR DECISIONES IMPORTANTES

  • Muchos toman decisiones importantes al poco tiempo de perder a un ser querido y después se arrepienten.

  • Si es posible, espere un tiempo razonable antes de cambiar de vivienda o de trabajo, o de deshacerse de las pertenencias de su ser querido.

PRINCIPIO BÍBLICO: “Cuando las cosas se piensan bien, el resultado es provechoso. Cuando se hacen a la carrera, el resultado es desastroso” (Proverbios 21:5, Traducción en lenguaje actual).

 9: RECUERDE A SU SER QUERIDO

  • A muchos los ayuda hacer cosas que mantengan vivo el recuerdo de la persona que ha muerto.

  • Tenga a mano fotografías y otros objetos, o anote en un cuaderno algunos momentos importantes. Esto puede ayudarlo a sobrellevar el duelo.

  • Guarde cosas que le traigan recuerdos agradables y véalas cuando sienta que está listo.

PRINCIPIO BÍBLICO: “Recuerda los días de la antigüedad” (Deuteronomio 32:7).

10: TÓMESE UNOS DÍAS LIBRES

  • Piense en tomar unos días libres.

  • Si para usted no es práctico tomarse unas vacaciones largas, quizás pueda hacer algo uno o dos días para despejarse: ir de excursión, visitar un museo o hacer un viaje corto en automóvil.

  • Incluso un pequeño cambio en su rutina puede ayudarlo a sobrellevar el duelo.

PRINCIPIO BÍBLICO: “Vengan, ustedes mismos, en privado, a un lugar solitario, y descansen un poco” (Marcos 6:31).

 11: AYUDE A OTROS

  • No olvide que al ayudar a los demás usted también se sentirá mejor.

  • Puede empezar ayudando a quienes también están tristes por la muerte de su ser querido, como a sus amigos o familiares. Ellos quizás necesiten a alguien con quien compartir su dolor.

  • Apoyar y consolar a otros puede ayudarlo a recuperar la alegría y a sentir que su vida sigue teniendo propósito.

PRINCIPIO BÍBLICO: “Hay más felicidad en dar que en recibir” (Hechos 20:35).

12: EXAMINE DE NUEVO SUS PRIORIDADES

  • El duelo puede darle una nueva perspectiva de lo que de verdad importa.

  • Aproveche la oportunidad para analizar cómo está usando su vida.

  • Según sea necesario, haga cambios en sus prioridades.

PRINCIPIO BÍBLICO: “Mejor es ir a una casa de luto que ir a una casa de banquete, porque aquello es el fin de todo hombre, y al que vive lo hará reflexionar en su corazón” (Eclesiastés 7:2, La Biblia de las Américas).

 Para ser realistas, nada eliminará totalmente su dolor. Sin embargo, muchos de los que han perdido a un ser querido confirman que hacer cosas positivas como las que se mencionan en este artículo los ayudó a obtener consuelo. Por supuesto, estas sugerencias no son las únicas que existen para aliviar su dolor. Pero, si las pone en práctica, comprobará que pueden aportarle cierto grado de alivio.

^ párr. 13 ¡Despertad! no recomienda ningún tratamiento en particular.