2:2, 3

“En la parte final de los días”

El tiempo en el que vivimos.

“La montaña de la casa de Jehová”

La elevada adoración pura de Jehová.

“A ella tendrán que afluir todas las naciones”

Quienes abrazan la adoración pura están unidos.

“Vengan, y subamos a la montaña de Jehová”

Los verdaderos adoradores invitan a los demás a unirse a ellos.

“Él nos instruirá acerca de sus caminos, y ciertamente andaremos en sus sendas”

Mediante su Palabra, Jehová nos enseña y nos ayuda a vivir como a él le agrada.

2:4

“Ni aprenderán más la guerra”

Isaías describe la transformación de las armas en herramientas de labranza para mostrar que el pueblo de Dios sería pacífico. ¿Cuáles eran estas herramientas en tiempos de Isaías?

“Espadas en rejas de arado”

1 La reja era la pieza del arado que abría la tierra y la removía. Algunas eran de metal (1Sa 13:20).

“Lanzas en podaderas”

2 Una podadera consistía probablemente en una hoja de metal muy afilada sujeta a un mango. Se utilizaba para podar viñas (Isa 18:5).