Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

español

Biblia en línea | TRADUCCIÓN DEL NUEVO MUNDO DE LAS SANTAS ESCRITURAS

Lamentaciones 4:1-22

א [’Á·lef] 4  ¡Oh, cómo disminuye en resplandor el oro que brilla, el buen oro!*+¡Oh, cómo están derramadas las piedras santas*+ en la cabecera de todas las calles!+ ב [Behth]   En cuanto a los preciosos hijos de Sión,+ quienes eran el contrapeso de oro refinado,*¡oh, cómo los han considerado como jarros grandes de barro, la obra de las manos de un alfarero!+ ג [Guí·mel]   Aun los chacales mismos han presentado la ubre. Han amamantado a sus cachorros.La hija de mi pueblo se hace cruel,+ como los avestruces en el desierto.+ ד [Dá·leth]   La lengua del lactante se le ha pegado al paladar a causa de la sed.+Niños mismos han pedido pan.+ No hay quien se [lo] reparta.+ ה [He’]   Los mismísimos que comían cosas agradables han quedado pasmados en las calles.+Los mismísimos que se criaban en escarlata+ han tenido que abrazar montones de ceniza.+ ו [Waw]   El [castigo por el] error de la hija de mi pueblo también llega a ser mayor que el [castigo por el] pecado de Sodoma,+la cual fue derribada como en un momento, y a la cual ninguna mano se dirigió [con ayuda].+ ז [Zá·yin]   Sus nazareos+ eran más puros que la nieve;+ eran más blancos que la leche.Eran, de hecho, más rubicundos+ que los corales; su pulimento era como el zafiro.+ ח [Jehth]   Su aspecto se ha hecho más oscuro que la negrura misma. No se los ha reconocido en las calles.+Su piel se les ha arrugado sobre los huesos.+ Se ha puesto justamente tan seca como un árbol. ט [Tehth]   Mejores han resultado ser los muertos a espada+ que los muertos por el hambre,+porque estos languidecen,* traspasados por falta del producto del campo abierto. י [Yohdh] 10  Las mismísimas manos de mujeres compasivas han cocido a sus propios hijos.+Estos han llegado a ser como pan de consolación a alguien durante el quebranto de la hija de mi pueblo.+ כ [Kaf] 11  Jehová ha realizado su furia.+ Ha derramado su ardiente cólera.+Y enciende un fuego en Sión, que se come los fundamentos de ella.+ ל [Lá·medh] 12  Ni los reyes de la tierra ni ninguno de los habitantes de la tierra productiva* habían creído+que el adversario y el enemigo entrarían por las puertas de Jerusalén.+ מ [Mem] 13  A causa de los pecados de sus profetas, los errores de sus sacerdotes,+había en medio de ella los que derramaban la sangre de justos.+ נ [Nun] 14  Han andado errantes como ciegos+ en las calles.+ Se han contaminado con sangre,+de manera que ninguno puede tocar sus prendas de vestir.+ ס [Sá·mekj] 15  “¡Háganse a un lado! ¡Inmundos!”,+ les han clamado. “¡Háganse a un lado! ¡Háganse a un lado! ¡No toquen!”+ Porque han andado sin hogar.+ También han andado errantes.+ La gente ha dicho entre las naciones: “No volverán a residir como forasteros.+ פ [Pe’] 16  El rostro de Jehová los ha dividido.+ Él no volverá a mirarlos.+Los hombres ciertamente no mostrarán consideración siquiera a los sacerdotes.+ Ciertamente no mostrarán favor siquiera a los viejos”.+ ע [‛Á·yin] 17  Mientras todavía existimos, nuestros ojos siguen languideciendo en vano [al esperar] que se nos dé auxilio.+Durante nuestro mirar alrededor hemos mirado hacia una nación que no puede traer salvación.+ צ [Tsa·dhéh] 18  Han cazado nuestros pasos+ de modo que no se anda en nuestras plazas públicas.Se ha acercado nuestro fin. Se han cumplido nuestros días, porque ha llegado nuestro fin.+ ק [Qohf] 19  Más veloces que las águilas de los cielos han resultado ser nuestros perseguidores.+Sobre las montañas han seguido acaloradamente en pos de nosotros.+ En el desierto nos han acechado.+ ר [Rehsch] 20  El mismísimo aliento* de nuestras narices,+ el ungido* de Jehová,*+ ha sido capturado en el hoyo grande de ellos,+aquel de quien hemos dicho: “En su sombra+ viviremos entre las naciones”.+ ש [Sin] 21  Alborózate y regocíjate,+ oh hija de Edom,+ tú que moras en la tierra de Uz.+La copa* vendrá pasando a ti también.+ Te emborracharás y te mostrarás en desnudez.+ ת [Taw] 22  Tu error, oh hija de Sión, ha quedado terminado.+ Él no volverá* a llevarte al destierro.+Ha dirigido su atención a tu error, oh hija de Edom. Ha puesto al descubierto tus pecados.+

Notas

O léase: “¡Oh, cómo disminuye en resplandor el oro [heb.: za·háv], cómo cambia el buen oro [heb.: hak·ké·them]!”. Véanse Job 28:16, 17, nn.
O: “las piedras del santuario”.
Lit.: “contra oro refinado”. Heb.: bap·páz.
Lit.: “fluyen”, probablemente en sentido figurado.
“La tierra productiva.” Heb.: the·vél; LXX: “la tierra habitada”; lat.: ór·bis, “el círculo”, es decir, de la tierra.
O: “espíritu (viento)”. Heb.: rú·aj; gr.: pnéu·ma; lat.: spí·ri·tus.
“Ungido de.” Heb.: meschí·aj; gr.: kjri·stós; sir.: meschi·jeh; lat.: chrí·stus.
“El Señor ungido”, LXXBagsterVg.
“La copa”, MSyVg; T: “La copa de maldición”; LXX: “La copa de Jehová”.
O: “Nadie volverá”.