Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

español

Biblia en línea | TRADUCCIÓN DEL NUEVO MUNDO DE LAS SANTAS ESCRITURAS

Juan 10:1-42

10  “Muy verdaderamente les digo: El que no entra en el aprisco de las ovejas por la puerta,+ sino que trepa por otra parte, ese es ladrón y saqueador.+  Pero el que entra por la puerta+ es pastor+ de las ovejas.+  A este le abre el portero,+ y las ovejas+ escuchan su voz, y él llama a sus propias ovejas por nombre y las saca fuera.  Cuando ha sacado todas las suyas propias, va delante de ellas, y las ovejas le siguen,+ porque conocen su voz.+  A un extraño de ningún modo seguirán, sino que huirán+ de él, porque no conocen la voz de los extraños.”+  Jesús les habló esta comparación; pero ellos no sabían lo que querían decir las cosas que les hablaba.+  Por lo tanto Jesús dijo otra vez: “Muy verdaderamente les digo: Yo soy la puerta+ de las ovejas.  Todos los que han venido en lugar de mí son ladrones y saqueadores;+ pero las ovejas no les han escuchado.+  Yo soy la puerta;+ cualquiera que entra por mí será salvo, y entrará y saldrá y hallará pastos.+ 10  El ladrón+ no viene sino para hurtar y matar y destruir.+ Yo he venido para que tengan vida, y la tengan en abundancia. 11  Yo soy el pastor excelente;+ el pastor excelente entrega su alma a favor de las ovejas.+ 12  El asalariado,+ que no es pastor, y a quien las ovejas no pertenecen como suyas propias, ve venir al lobo y abandona las ovejas y huye —y el lobo las arrebata y las desparrama+ 13  porque es asalariado+ y no le importan las ovejas.+ 14  Yo soy el pastor excelente,* y conozco a mis ovejas+ y mis ovejas me conocen a mí,+ 15  así como el Padre me conoce y yo conozco al Padre;+ y yo entrego mi alma* a favor de las ovejas.+ 16  ”Y tengo otras ovejas,+ que no son de este redil;+ a esas también tengo que traer,* y escucharán mi voz,+ y llegarán a ser un solo rebaño, un solo pastor.+ 17  Por eso el Padre me ama,+ porque entrego mi alma,+ a fin de que la reciba de nuevo. 18  Nadie me la ha quitado,* sino que la entrego por mi propia iniciativa. Tengo autoridad para entregarla, y tengo autoridad para recibirla de nuevo.+ El mandamiento+ acerca de esto lo recibí de mi Padre”. 19  Otra vez resultó una división+ entre los judíos a causa de estas palabras. 20  Muchos de ellos decían: “Demonio tiene,+ y está loco. ¿Por qué le escuchan?”. 21  Otros decían: “Estos no son dichos de un endemoniado. Un demonio no puede abrir los ojos a los ciegos, ¿verdad?”. 22  Por entonces se celebraba la fiesta de la dedicación* en Jerusalén. Era invierno, 23  y Jesús estaba andando por el templo, en la columnata de Salomón.+ 24  Así que los judíos lo rodearon y se pusieron a decirle: “¿Hasta cuándo has de tener nuestras almas en suspenso? Si eres el Cristo,+ dínoslo francamente”.+ 25  Jesús les contestó: “Se lo dije a ustedes, y sin embargo no creen. Las obras que hago en el nombre de mi Padre, estas dan testimonio acerca de mí.+ 26  Pero ustedes no creen, porque no son de mis ovejas.+ 27  Mis ovejas+ escuchan mi voz, y yo las conozco, y ellas me siguen.+ 28  Y yo les doy vida eterna,+ y no serán destruidas nunca,+ y nadie las arrebatará de mi mano.+ 29  Lo que mi Padre+ me ha dado es algo mayor que todas las otras cosas,*+ y nadie puede arrebatarlas de la mano del Padre.+ 30  Yo y el Padre somos uno”.*+ 31  Otra vez los judíos alzaron piedras para apedrearlo.+ 32  Jesús les respondió: “Muchas obras excelentes les exhibí de parte del Padre. ¿Por cuál de esas obras me apedrean?”. 33  Los judíos le contestaron: “No por obra excelente te apedreamos, sino por blasfemia,+ sí, porque tú, aunque eres hombre, te haces a ti mismo un dios”.+ 34  Jesús les contestó: “¿No está escrito en su Ley:+ ‘Yo dije: “Ustedes son dioses”’?*+ 35  Si él llamó ‘dioses’+ a aquellos contra* quienes vino la palabra de Dios, y sin embargo la Escritura no puede ser nulificada,+ 36  ¿me dicen ustedes a mí,* a quien el Padre santificó y despachó al mundo: ‘Blasfemas’, porque dije: Soy Hijo de Dios?+ 37  Si no hago las obras+ de mi Padre, no me crean. 38  Pero si las hago, aun cuando no me crean a mí, crean las obras,+ a fin de que lleguen a saber y continúen sabiendo que el Padre está en unión conmigo y yo estoy en unión con el Padre”.+ 39  Por eso, otra vez trataron de prenderlo;+ pero se les fue de las manos.+ 40  De modo que se fue de nuevo al otro lado del Jordán, al lugar donde Juan bautizaba+ al principio, y se quedó allí. 41  Y muchas personas vinieron a él, y empezaron a decir: “Juan, en realidad, no ejecutó una sola señal, pero cuantas cosas dijo Juan acerca de este hombre, todas eran verdaderas”.+ 42  Y muchos pusieron fe en él allí.+

Notas

O: “apropiado”.
O: “mi vida”. Gr.: ten psy·kjén mou; J17,18,22(heb.): naf·schí. Véase Ap. 4A.
Lit.: “es necesario [que] yo conduzca”.
“Ha quitado”, P45א*BSyp; P66אcADVgSys: “quita”.
“La fiesta de la dedicación (Hanuká).” J22(heb.): jagh ha·januk·káh.
“Lo [...] cosas”, BItVg(אW, con una ligera variación, concuerdan); ASyh,p,s: “Mi Padre, que me [las] ha dado, es mayor que todos los demás”.
O: “estamos en unidad”. Lit.: “una (cosa)”. Gr.: hen, neutro, para mostrar unidad en cooperación. Véanse 17:21 y 1Co 3:8, nn.
“Ustedes son dioses.” Gr.: the·ói e·ste; lat.: dí·i é·stis; J17,18,22(heb.): ’elo·hím ’at·tém.
O: “a”.
O: “de aquel”.