Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

español

Biblia en línea | TRADUCCIÓN DEL NUEVO MUNDO DE LAS SANTAS ESCRITURAS

Job 23:1-17

23  Y Job procedió a responder y decir:   “Aun hoy mi condición de preocupación+ es rebeldía; mi propia mano está pesada a causa de mi suspirar.   ¡Ah, que realmente supiera dónde pudiera hallarlo!+ Llegaría hasta su mismo lugar fijo.+   Presentaría delante de* él una causa de justicia, y llenaría mi boca de contraargumentos;   conocería las palabras con que me responde, y consideraría lo que me dice.+   ¿Acaso con una abundancia de poder contendería él conmigo? ¡Oh no! De seguro él mismo haría caso de mí.+   Allí el recto mismo ciertamente enderezará los asuntos con él, y yo me iría ileso para siempre de mi juez.*   ¡Miren! Al este voy, y no está allí; y de vuelta otra vez, y no puedo discernirlo;+   a la izquierda donde está trabajando, pero no puedo contemplar[lo]; él se desvía* a la derecha, pero no [lo] veo. 10  Porque él conoce bien el camino que yo tomo.+ [Después que] él me haya probado, saldré como el oro mismo.+ 11  De sus pasos* mi pie se ha asido; su camino he guardado, y no me desvío.+ 12  [Del] mandamiento de sus labios no me alejo.+ He atesorado los dichos de su boca+ más de lo que para mí está prescrito. 13  Y él está en un solo [pensar], y ¿quién puede oponerle resistencia?+ Y su propia alma tiene un deseo, y [eso] hará.+ 14  Porque él llevará a cabo completamente lo que está prescrito para mí,+ y muchas son las cosas como estas que hay con él. 15  Por eso me siento perturbado a causa de él; me muestro atento y tengo pavor de él.+ 16  Aun Dios* mismo me ha puesto tímido el corazón,+ y el Todopoderoso mismo me ha perturbado.+ 17  Pues no se me ha reducido a silencio a causa de oscuridad, ni porque tinieblas hayan cubierto mi propio rostro.

Notas

“Delante de.” O: “contra”. Compárese con Gé 10:9, n: “Oposición a”.
O: “de mi contrincante judicial”, por una corrección.
“Yo me desvío”, SyVg.
“Paso”, M; LXX: “mandatos”.
“Aun Dios.” Heb.: we’Él.