Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

español

Biblia en línea | TRADUCCIÓN DEL NUEVO MUNDO DE LAS SANTAS ESCRITURAS

Ezequiel 24:1-27

24  Y la palabra de Jehová continuó ocurriéndome en el año noveno, en el décimo mes, el [día] diez del mes, y dijo:  “Hijo del hombre, escribe para ti el nombre del día, este mismo día. El rey de Babilonia se ha arrojado contra Jerusalén en este mismísimo día.+  Y compón un dicho proverbial acerca de la casa rebelde,+ y tienes que decir acerca de ellos: ”‘Esto es lo que ha dicho el Señor Soberano Jehová: “Pon la olla de boca ancha; pon[la], y también echa agua en ella.+  Recoge trozos en ella,+ todo buen trozo, muslo y hombro; lléna[la] hasta de los huesos más selectos.  Que haya un tomar de las ovejas más selectas,+ y también apila los leños* en un círculo bajo ella. Haz hervir sus trozos;* también cuece sus huesos en medio de ella”’”.+  “Por lo tanto, esto es lo que ha dicho el Señor Soberano Jehová: ‘¡Ay de la ciudad de hechos de derramamiento de sangre,*+ la olla de boca ancha, cuya herrumbre está en ella, y cuya mismísima herrumbre no ha salido de ella! Trozo por trozo de ella, sácala;+ no deben echarse suertes sobre ella.+  Pues su sangre misma ha llegado a estar en el mismo medio de ella.+ Sobre la superficie brillante y pelada de un peñasco ella la puso. No la derramó sobre la tierra, para cubrirla con polvo.+  Para hacer subir la furia para la ejecución de venganza,+ yo he puesto su sangre sobre la superficie brillante y pelada de un peñasco, para que no sea encubierta’.+  ”Por lo tanto, esto es lo que ha dicho el Señor Soberano Jehová: ‘¡Ay de la ciudad de hechos de derramamiento de sangre!+ Yo mismo también haré grande el apilamiento.+ 10  Haz muchos los leños. Enciende el fuego. Cuece la carne cabalmente. Y vacía el caldo,* y deja que los huesos mismos se pongan muy calientes. 11  Ponla vacía sobre sus brasas para que se caliente; y su cobre tiene que calentarse, y su inmundicia tiene que licuarse en medio de ella.+ Que se consuma su herrumbre.+ 12  ¡Dificultades! Ha cansado a [uno], pero la gran cantidad de su herrumbre no sale de ella.+ ¡A[l] fuego con su herrumbre!’. 13  ”‘Hubo conducta relajada en tu* inmundicia.+ Por esa razón tuve que limpiarte, pero no te hiciste limpia de tu inmundicia.+ No te harás limpia más hasta que yo haga que mi furia llegue a su descanso en tu caso.+ 14  Yo mismo, Jehová, he hablado.+ Tendrá que venir,+ y yo ciertamente actuaré. No descuidaré,+ tampoco sentiré lástima+ ni sentiré pesar.+ Según tus caminos y según tus tratos ciertamente te juzgarán’,*+ es la expresión del Señor Soberano Jehová.” 15  Y la palabra de Jehová continuó ocurriéndome, y dijo: 16  “Hijo del hombre, mira, voy a quitarte la cosa deseable+ a tus ojos por un golpe,+ y no debes golpearte el pecho, ni debes llorar ni deben salir tus lágrimas.+ 17  Suspira sin palabras.* Por los muertos no debes hacer duelo.+ Cíñete tu prenda para la cabeza,+ y tus sandalias debes ponerte en los pies.+ Y no debes cubrir [el] bigote,*+ y el pan de hombres no debes comer”.+ 18  Y procedí a hablar al pueblo por la mañana, y mi esposa gradualmente murió al atardecer. Por lo tanto, hice por la mañana tal como se me había mandado. 19  Y el pueblo siguió diciéndome: “¿No nos dirás qué tienen que ver con nosotros estas cosas, las que haces?”.+ 20  Entonces les dije: “La mismísima palabra de Jehová me ha ocurrido, y ha dicho: 21  ‘Di a la casa de Israel: “Esto es lo que ha dicho el Señor Soberano Jehová: ‘Aquí voy a profanar mi santuario,+ el orgullo de la fuerza+ de ustedes, la cosa deseable a sus ojos+ y el objeto de la compasión de su alma, y sus hijos y sus hijas a quienes ustedes han dejado atrás... a espada caerán.+ 22  Y ustedes tendrán que hacer tal como yo he hecho. Los bigotes* no los cubrirán,+ y el pan de hombres no comerán.+ 23  Y su prenda para la cabeza estará en sus cabezas, y sus sandalias estarán en sus pies. No se golpearán ni llorarán,+ y tendrán que pudrirse en sus errores,+ y realmente gemirán uno sobre el otro.+ 24  Y Ezequiel ha llegado a ser para ustedes un portento presagioso.+ Según todo lo que él ha hecho, ustedes harán. Cuando esto venga,+ ustedes también tendrán que saber que yo soy el Señor Soberano Jehová’”’”.+ 25  “Y en cuanto a ti, oh hijo del hombre, ¿no será en el día que yo les quite su plaza fuerte, el hermoso objeto de su alborozo, la cosa deseable a sus ojos+ y el anhelo de su alma —sus hijos y sus hijas+— que 26  en aquel día vendrá a ti el escapado para hacer oír los oídos?+ 27  En aquel día se abrirá tu boca para con el escapado,+ y hablarás y no serás ya mudo;+ y ciertamente llegarás a ser para ellos un portento presagioso,+ y tendrán que saber que yo soy Jehová.”+

Notas

Por una corrección; M: “huesos”.
“Trozos”, dos mss heb.; M: “hervimientos”.
“Hechos de derramamiento de sangre.” Lit.: “las sangres”.
“Vacía el caldo”, por una corrección; M: “que haya un condimentar con las hierbas fragantes”.
“Tu”, fem. sing., aludiendo a la ciudad.
Aquí el pronombre sobrentendido es “ellos”. “Ellos”, M; TLXXSyVg: “yo”.
“Sin palabras.” Lit.: “guarda silencio”.
O: “labio superior”.
O: “labios superiores”.