Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

español

Biblia en línea

TRADUCCIÓN DEL NUEVO MUNDO DE LAS SANTAS ESCRITURAS

Deuteronomio 28:1-68

28  ”Y tiene que suceder que si escuchas sin falta la voz de Jehová* tu Dios, y tienes cuidado de poner por obra todos sus mandamientos que te estoy mandando hoy,+ entonces Jehová* tu Dios ciertamente te pondrá en alto por encima de todas las otras naciones de la tierra.+  Y todas estas bendiciones tienen que venir sobre ti y alcanzarte,+ porque sigues escuchando la voz de Jehová tu Dios:  ”Bendito serás en la ciudad,+ y bendito serás en el campo.+  ”Benditos serán el fruto de tu vientre+ y el fruto de tu suelo y el fruto de tu bestia doméstica,+ la cría de tu vacada y el hijuelo de tu rebaño.+  ”Benditas serán tu cesta+ y tu artesa.+  ”Bendito serás cuando entres y bendito serás cuando salgas.+  ”Jehová* hará que tus enemigos que se levanten contra ti sean derrotados delante de ti.+ Por un camino saldrán contra ti, pero por siete caminos huirán delante de ti.+  Jehová* decretará para ti la bendición en tus almacenes de abastecimiento+ y en toda empresa tuya,+ y ciertamente te bendecirá en la tierra que Jehová tu Dios te da.  Jehová te establecerá como pueblo santo para sí,+ tal como te juró,+ porque continúas guardando los mandamientos+ de Jehová* tu Dios, y has andado en sus caminos. 10  Y todos los pueblos de la tierra tendrán que ver que el nombre de Jehová ha sido llamado sobre ti,+ y de veras tendrán miedo de ti.+ 11  ”Jehová también te hará rebosar en verdad con prosperidad en el fruto de tu vientre+ y el fruto de tus animales domésticos y el fruto de tu suelo,+ en el suelo que Jehová juró a tus antepasados darte.+ 12  Jehová te abrirá su buen almacén, los cielos, para dar la lluvia sobre tu tierra en su temporada+ y para bendecir todo hecho de tu mano;+ y ciertamente prestarás a muchas naciones, mientras que tú mismo no tomarás prestado.+ 13  Y Jehová realmente te pondrá a la cabeza y no a la cola; y tienes que llegar a estar solamente arriba+ y no llegarás a estar abajo, porque sigues obedeciendo los mandamientos+ de Jehová* tu Dios, que te estoy mandando hoy para que los observes y pongas por obra. 14  Y no debes desviarte de todas las palabras que les estoy mandando hoy, ni a la derecha ni a la izquierda,+ para andar tras otros dioses para servirles.+ 15  ”Y tiene que suceder que si no escuchas la voz de Jehová tu Dios, teniendo cuidado de poner por obra todos sus mandamientos y sus estatutos que te estoy mandando hoy, entonces todas estas invocaciones de mal tienen que venir sobre ti y alcanzarte:+ 16  ”Maldito serás en la ciudad,+ y maldito serás en el campo.+ 17  ”Malditas serán tu cesta+ y tu artesa.+ 18  ”Malditos serán el fruto de tu vientre+ y el fruto de tu suelo,+ la cría de tu vacada y el hijuelo de tu rebaño.+ 19  ”Maldito serás cuando entres y maldito serás cuando salgas.+ 20  ”Jehová enviará sobre ti la maldición,+ confusión+ y reprensión+ en toda empresa tuya que trates de llevar a cabo, hasta que hayas sido aniquilado y hayas perecido de prisa, a causa de la maldad de tus prácticas por haberme abandonado.+ 21  Jehová hará que la peste se te quede pegada hasta que te haya exterminado de sobre el suelo al cual vas para tomar posesión de él.+ 22  Jehová te herirá con tuberculosis+ y fiebre ardiente e inflamación y calor febril y la espada*+ y abrasamiento+ y tizón,+ y estos ciertamente te perseguirán hasta que hayas perecido. 23  Tus cielos que están sobre tu cabeza también tienen que llegar a ser de cobre; y la tierra que está debajo de ti, de hierro.+ 24  Jehová dará por lluvia a tu tierra ceniza y polvo. Desde los cielos vendrá sobre ti hasta que hayas sido aniquilado. 25  Jehová hará que seas derrotado delante de tus enemigos.+ Por un camino saldrás contra ellos, pero por siete caminos huirás delante de ellos; y tendrás que llegar a ser objeto aterrador para todos los reinos de la tierra.+ 26  Y tu cuerpo muerto tendrá que servir de alimento a toda criatura voladora de los cielos y a la bestia del campo,* sin que haya quien [las] haga temblar.+ 27  ”Jehová te herirá con el divieso de Egipto+ y hemorroides y eczema y erupción en la piel, de los cuales no podrás ser sanado. 28  Jehová te herirá con locura+ y pérdida de la vista+ y aturdimiento de corazón.+ 29  Y realmente llegarás a ser uno que anda a tientas al mediodía, tal como anda a tientas un ciego en las tinieblas,+ y no lograrás éxito en tus caminos; y tendrás que llegar a ser tan solo uno que siempre anda defraudado y robado, sin que nadie te salve.+ 30  Te comprometerás con una mujer, pero otro hombre la forzará.+ Edificarás una casa, pero no morarás en ella.+ Plantarás una viña, pero no empezarás a usarla.+ 31  Tu toro degollado allí ante tus ojos... pero no comerás de él. Tu asno tomado en robo de delante de tu rostro... pero no volverá a ti. Tus ovejas dadas a tus enemigos... pero no tendrás salvador.+ 32  Tus hijos y tus hijas dados a otro pueblo,+ y tus ojos mirando y anhelándolos siempre... pero tus manos* carecerán de poder.+ 33  El fruto de tu suelo y toda tu producción lo comerá un pueblo que no has conocido;+ y tendrás que llegar a ser uno que sólo anda defraudado y aplastado siempre.+ 34  Y ciertamente enloquecerás ante la vista que con tus ojos verás.+ 35  ”Jehová te herirá con un divieso maligno sobre ambas rodillas y ambas piernas, del cual no podrás ser sanado, desde la planta de tu pie hasta la coronilla de tu cabeza.+ 36  Jehová te hará marchar, a ti+ y a tu rey+ que establecerás sobre ti, a una nación que no has conocido, ni tú ni tus antepasados; y allí tendrás que servir a otros dioses, de madera y de piedra.+ 37  Y tendrás que llegar a ser objeto de pasmo,+ dicho proverbial+ y escarnio entre todos los pueblos a los cuales Jehová te conducirá. 38  ”Llevarás mucha semilla al campo, pero poco recogerás,+ porque la langosta la devorará.+ 39  Viñas plantarás y ciertamente cultivarás, pero no beberás vino ni recogerás nada,+ porque el gusano se lo comerá.+ 40  Llegarás a tener olivos en todo tu territorio, pero no te untarás con aceite, porque tus aceitunas se caerán.+ 41  Engendrarás hijos e hijas, pero no continuarán siendo tuyos, porque se irán al cautiverio.+ 42  Todos tus árboles y el fruto de tu suelo los tomarán en posesión insectos zumbadores.* 43  El residente forastero que está en medio de ti seguirá ascendiendo más y más alto por encima de ti, mientras que tú... tú seguirás descendiendo más y más abajo.+ 44  Él será quien te prestará, mientras que tú... tú no le prestarás a él.+ Él llegará a ser la cabeza, mientras que tú... tú llegarás a ser la cola.+ 45  ”Y todas estas invocaciones de mal+ ciertamente vendrán sobre ti y te perseguirán y te alcanzarán hasta que hayas sido aniquilado,+ porque no escuchaste la voz de Jehová tu Dios ni guardaste sus mandamientos y sus estatutos que él te mandó.+ 46  Y estas tienen que continuar sobre ti y tu prole como señal y portento presagioso hasta tiempo indefinido,+ 47  debido al hecho de que no serviste a Jehová tu Dios con regocijo y gozo+ de corazón* por la abundancia de todo.+ 48  Y tendrás que servir a tus enemigos+ que Jehová enviará contra ti, con hambre+ y sed y desnudez y la falta de todo; y él ciertamente pondrá un yugo de hierro sobre tu cuello hasta que te haya aniquilado.+ 49  ”Jehová levantará contra ti una nación lejana,+ del extremo de la tierra, tal como se abalanza un águila,+ una nación cuya lengua no entenderás,+ 50  una nación de semblante fiero,+ que no será parcial para con el viejo ni mostrará favor al joven.+ 51  Y ellos ciertamente comerán el fruto de tus animales domésticos y el fruto de tu suelo hasta que hayas sido aniquilado,+ y no dejarán que te quede grano, vino nuevo ni aceite, ninguna cría de tu vacada ni hijuelo de tu rebaño, hasta que te hayan destruido.+ 52  Y verdaderamente te tendrán sitiado dentro de todas tus puertas hasta que tus muros altos y fortificados en que estás confiando caigan en toda tu tierra; sí, ciertamente te tendrán sitiado dentro de todas tus puertas en toda tu tierra, que Jehová tu Dios te ha dado.+ 53  Entonces tendrás que comer el fruto de tu vientre, la carne de tus hijos y tus hijas,+ que Jehová tu Dios te ha dado, a causa de la estrechez y tensión con que tu enemigo te cercará. 54  ”En cuanto al hombre muy delicado y melindroso en medio de ti, su ojo+ estará inclinado al mal para con su hermano y su esposa estimada y los demás de sus hijos que le queden, 55  para no dar a ninguno de ellos parte de la carne de sus hijos que él se comerá, porque no tiene absolutamente nada que le quede por la estrechez y tensión con que te tendrá cercado tu enemigo dentro de todas tus puertas.+ 56  En cuanto a la mujer delicada y melindrosa en medio de ti, que nunca procuró poner la planta de su pie sobre la tierra por ser de hábito melindroso y por delicadeza,+ su ojo estará inclinado al mal para con su esposo estimado y su hijo y su hija, 57  aun para con sus secundinas que salen de entre sus piernas y para con sus hijos que procedió a dar a luz,+ porque se los comerá en secreto por la falta de todo, a causa de la estrechez y tensión con que te tendrá cercado tu enemigo dentro de tus puertas.+ 58  ”Si no tienes cuidado de poner por obra todas las palabras de esta ley que están escritas en este libro,+ para que temas este nombre glorioso+ e inspirador de temor:+ aun Jehová,+ tu Dios, 59  entonces Jehová ciertamente hará que tus plagas y las plagas de tu prole sean especialmente severas, plagas grandes y duraderas,+ y enfermedades malignas y duraderas.+ 60  Y él verdaderamente hará volver sobre ti todas las dolencias de Egipto ante las cuales te asustaste, y ciertamente quedarán pegadas a ti.+ 61  También, cualquier enfermedad y cualquier plaga que no está escrita en el libro de esta ley, Jehová* las hará venir sobre ti hasta que hayas sido aniquilado. 62  Y ustedes verdaderamente quedarán con muy pocas personas en número,+ aunque hayan llegado a ser como las estrellas de los cielos por multitud,+ porque no escuchaste la voz de Jehová* tu Dios. 63  ”Y tiene que suceder que tal como Jehová se alborozó sobre ustedes para hacerles bien y para multiplicarlos,+ así se alborozará Jehová sobre ustedes para destruirlos y para aniquilarlos;+ y simplemente serán arrancados de sobre el suelo al cual vas para tomar posesión de él.+ 64  ”Y Jehová* ciertamente te esparcirá entre todos los pueblos desde un extremo de la tierra hasta el otro extremo de la tierra,+ y allí tendrás que servir a otros dioses que no has conocido, ni tú ni tus antepasados, madera y piedra.+ 65  Y entre aquellas naciones no tendrás desahogo,+ ni resultará haber lugar de descanso para la planta de tu pie; y Jehová* verdaderamente te dará allí un corazón trémulo+ y un desfallecimiento de los ojos+ y desesperación del alma. 66  Y ciertamente estarás en el mayor peligro por tu vida,* y noche y día estarás lleno de pavor, y no estarás seguro de tu vida.+ 67  Por la mañana dirás: ‘¡Que fuera la tarde!’,* y por la tarde dirás: ‘¡Que fuera la mañana!’,* a causa del pavor de tu corazón que te tendrá lleno de pavor y a causa de la vista que con tus ojos verás.+ 68  Y Jehová ciertamente te hará volver a Egipto en naves por el camino acerca del cual te he dicho: ‘Nunca volverás a verlo’,+ y ustedes tendrán que venderse allí a tus enemigos como esclavos y siervas,+ pero no habrá comprador”.

Notas

Véase Ap. 1C, sec. 1.
Véase Ap. 1C, sec. 1.
Véase Ap. 1C, sec. 1.
Véase Ap. 1C, sec. 1.
Véase Ap. 1C, sec. 1.
Véase Ap. 1C, sec. 1.
“Espada”, MSy; por un cambio de puntos vocálicos: “sequedad; sequía”; Vg: “calor”; LXXB omite la palabra.
Lit.: “tierra”.
“Manos”, Sy y 46 mss heb.; MSamLXXVg: “mano”.
O: “ejércitos que hacen un ruido metálico”. LXXVg: “herrumbre”.
O: “y contentamiento”.
Véase Ap. 1C, sec. 1.
Véase Ap. 1C, sec. 1.
Véase Ap. 1C, sec. 1.
Véase Ap. 1C, sec. 1.
Lit.: “Y tu vida ciertamente llegará a estar suspendida para ti sobre el camino”.
Lit.: “¿Quién dará [la] tarde?”.
Lit.: “¿Quién dará [la] mañana?”.