Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

español

Biblia en línea | TRADUCCIÓN DEL NUEVO MUNDO DE LAS SANTAS ESCRITURAS

Deuteronomio 26:1-19

26  ”Y tiene que suceder que cuando por fin entres en la tierra que Jehová tu Dios te da como herencia, y hayas tomado posesión de ella y morado en ella,+  entonces tienes que tomar parte de las primicias+ de todos los frutos del terreno, que recogerás de la tierra tuya que Jehová tu Dios te da, y tienes que ponerlas en una cesta e ir al lugar que Jehová* tu Dios escoja para hacer residir allí su nombre.+  Y tienes que dirigirte al sacerdote+ que esté en funciones en aquellos días y decirle: ‘Tengo que entregar informe hoy a Jehová tu* Dios de que he entrado en la tierra que Jehová juró a nuestros antepasados que nos daría’.+  ”Y el sacerdote tiene que tomar la cesta de tu mano y depositarla delante del altar de Jehová tu Dios.  Y tienes que responder y decir delante de Jehová tu Dios: ‘Mi padre era un sirio a punto de perecer;*+ y procedió a bajar a Egipto+ y a residir allí como forastero con muy pocas personas en número;+ pero allí llegó a ser una nación grande, poderosa y numerosa.+  Y los egipcios se pusieron a tratarnos mal y afligirnos e imponernos dura esclavitud.+  Y empezamos a clamar a Jehová* el Dios de nuestros antepasados,+ y Jehová procedió a oír nuestra voz+ y a mirar nuestra aflicción y nuestra desgracia y nuestra opresión.+  Por fin Jehová* nos sacó de Egipto con mano fuerte+ y brazo extendido,+ y con gran aterramiento,+ y con señales y milagros.+  Entonces nos trajo a este lugar y nos dio esta tierra, tierra que mana leche y miel.+ 10  Y ahora aquí he traído las primicias de los frutos del suelo que Jehová me ha dado’.+ ”Entonces tienes que depositarlo delante de Jehová tu Dios e inclinarte delante de Jehová tu Dios.+ 11  Y tienes que regocijarte+ por todo el bien que Jehová tu Dios les ha dado a ti y a tu casa, tú y el levita y el residente forastero que está en medio de ti.+ 12  ”Cuando acabes de diezmar+ el entero décimo de tu producto en el tercer año,+ el año del décimo, entonces tienes que darlo* al levita, al residente forastero, al huérfano de padre y a la viuda, y ellos tienen que comerlo dentro de tus puertas y satisfacerse.+ 13  Y tienes que decir ante Jehová tu Dios: ‘He eliminado lo que es santo de la casa y también lo he dado al levita y al residente forastero, al huérfano de padre y a la viuda,+ de acuerdo con todo tu mandamiento que me has mandado. No he traspasado tus mandamientos, ni me he olvidado.+ 14  No he comido de ello durante mi duelo,* ni he quitado parte de ello estando inmundo, ni he dado parte de ello para algún muerto. He escuchado la voz de Jehová* mi Dios. He hecho de acuerdo con todo lo que me has mandado. 15  Mira, sí, desde tu santa morada,+ los cielos, y bendice a tu pueblo Israel+ y al suelo que nos has dado, tal como juraste a nuestros antepasados,+ la tierra que mana leche y miel’.+ 16  ”Este día Jehová tu Dios te está mandando poner por obra estas disposiciones reglamentarias y decisiones judiciales;+ y las tienes que observar y poner por obra con todo tu corazón+ y con toda tu alma.+ 17  Has inducido a Jehová a decir hoy que llegará a ser Dios tuyo mientras andes en sus caminos y observes sus disposiciones reglamentarias+ y sus mandamientos+ y sus decisiones judiciales+ y escuches su voz.+ 18  En cuanto a Jehová, él te ha inducido a decir hoy que llegarás a ser pueblo suyo, una propiedad especial,+ tal como te ha prometido,+ y que observarás todos sus mandamientos, 19  y que él te pondrá en alto por encima de todas las otras naciones que él ha hecho,+ con el resultado de alabanza y reputación y hermosura, mientras demuestres ser un pueblo santo a Jehová tu Dios,+ tal como él ha prometido”.

Notas

Véase Ap. 1C, sec. 1.
“Tu”, MSamSyVg; LXX: “mi”.
Lit.: “Mi padre era un arameo a punto de perecer”, MSam; Sy: “Mi padre fue conducido a Aram”; LXX: “Mi padre desechó a Siria”.
Véase Ap. 1C, sec. 1.
Véase Ap. 1C, sec. 1.
“El año del décimo, entonces tienes que darlo”, MSamSyVg; LXX: “darás el segundo décimo”.
O: “de ello durante mi condición de tabú”.
Véase Ap. 1C, sec. 1.