Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

español

Biblia en línea | TRADUCCIÓN DEL NUEVO MUNDO DE LAS SANTAS ESCRITURAS

Números 27:1-23

27  Entonces se acercaron las hijas de Zelofehad+ hijo de Héfer hijo de Galaad hijo de Makir hijo de Manasés,+ de las familias de Manasés hijo de José. Y estos fueron los nombres de sus hijas: Mahlá, Noá y Hoglá y Milcá y Tirzá.+  Y ellas procedieron a pararse ante Moisés y ante Eleazar el sacerdote+ y ante los principales y toda la asamblea a la entrada de la tienda de reunión, y dijeron:  “Nuestro padre ha muerto en el desierto,+ y, sin embargo, no resultó estar entre la asamblea, es decir, entre aquellos que tomaron su posición en contra de Jehová en la asamblea de Coré,+ sino que por su propio pecado ha muerto;+ y no llegó a tener hijos.  ¿Por qué debe ser quitado el nombre de nuestro padre de en medio de su familia porque no tuvo hijo?+ Oh, danos una posesión en medio de los hermanos de nuestro padre”.+  Ante esto, Moisés presentó la causa de ellas delante de Jehová.+  Jehová entonces dijo a Moisés:  “Las hijas de Zelofehad están hablando rectamente. Sin falta debes darles la posesión de una herencia en medio de los hermanos de su padre, y tienes que hacer que la herencia de su padre pase a ellas.+  Y debes hablar a los hijos de Israel, y decir: ‘En caso de que algún hombre muera sin tener hijo, ustedes entonces tienen que hacer que su herencia pase a su hija.  Y si no tiene hija, entonces tienen que dar su herencia a sus hermanos. 10  Y si no tiene hermanos, entonces tienen que dar su herencia a los hermanos de su padre. 11  Y si su padre no tiene hermanos, entonces tienen que dar su herencia a su pariente consanguíneo+ que sea el más cercano de su familia, y él tiene que tomar posesión de ella. Y esto tiene que servir como estatuto de decisión judicial para los hijos de Israel tal como Jehová ha mandado a Moisés’”. 12  Posteriormente, Jehová dijo a Moisés: “Sube a esta montaña de Abarim*+ y ve la tierra que ciertamente daré a los hijos de Israel.+ 13  Cuando la hayas visto, entonces tienes que ser recogido a tu pueblo,+ sí, tú, tal como fue recogido Aarón tu hermano,+ 14  por cuanto ustedes se rebelaron contra mi orden en el desierto de Zin ante el reñir de la asamblea,+ en lo referente a santificarme*+ junto a las aguas, ante los ojos de ellos. Estas son las aguas de Meribá+ en Qadés,+ en el desierto de Zin”.+ 15  Entonces Moisés habló a Jehová, y dijo: 16  “Que Jehová, el Dios de los espíritus+ de toda clase de carne,*+ nombre sobre la asamblea a un hombre+ 17  que salga delante de ellos y que entre delante de ellos y que los saque y que los introduzca,+ para que la asamblea de Jehová no llegue a ser como ovejas que no tienen pastor”.+ 18  Por eso Jehová dijo a Moisés: “Toma para ti a Josué hijo de Nun, un hombre en quien hay espíritu,+ y tienes que poner tu mano sobre él;+ 19  y tienes que tenerlo de pie delante de Eleazar el sacerdote y delante de toda la asamblea, y tienes que comisionarlo ante los ojos de ellos.+ 20  Y tienes que poner parte de tu dignidad sobre él,+ a fin de que toda la asamblea de los hijos de Israel le escuche.+ 21  Y es delante de Eleazar el sacerdote donde él estará de pie, y este tiene que inquirir+ a favor de él por medio del juicio del Urim+ delante de Jehová. Por orden de él saldrán y por orden de él entrarán, él y todos los hijos de Israel con él, y toda la asamblea”. 22  Y Moisés se puso a hacer tal como le había mandado Jehová. Por consiguiente, tomó a Josué y lo hizo estar de pie delante de Eleazar+ el sacerdote y delante de toda la asamblea, 23  y puso las manos sobre él y lo comisionó,+ tal como Jehová había hablado por medio de Moisés.+

Notas

O: “la zona fronteriza”.
“A santificarme, no me santificaron”, LXX; Vg: “y no quisieron santificarme”.
O: “espíritus de toda carne”.