Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

español

Biblia en línea | TRADUCCIÓN DEL NUEVO MUNDO DE LAS SANTAS ESCRITURAS

Números 14:1-45

14  Entonces toda la asamblea alzó la voz, y el pueblo siguió dando salida a su voz y llorando+ durante toda aquella noche.  Y todos los hijos de Israel empezaron a murmurar contra Moisés y Aarón,+ y toda la asamblea empezó a decir contra ellos: “¡Si siquiera hubiéramos muerto en la tierra de Egipto, o si siquiera hubiéramos muerto en este desierto!  ¿Y por qué está Jehová llevándonos a esta tierra para caer a espada?+ Nuestras esposas y nuestros pequeñuelos llegarán a ser botín.+ ¿No es mejor volvernos a Egipto?”.+  Hasta se pusieron a decir unos a otros: “¡Nombremos un cabeza, y volvámonos a Egipto!”.+  Ante esto, Moisés y Aarón cayeron sobre sus rostros+ delante de toda la congregación de la asamblea de los hijos de Israel.  Y Josué hijo de Nun+ y Caleb hijo de Jefuné,+ que eran de aquellos que espiaron la tierra, rasgaron sus prendas de vestir,+  y procedieron a decir esto a toda la asamblea de los hijos de Israel: “La tierra por la que pasamos para espiarla es una tierra muy, muy buena.+  Si Jehová se ha deleitado en nosotros,+ entonces ciertamente nos introducirá en esta tierra y nos la dará, tierra que mana leche y miel.+  Solo que contra Jehová no se rebelen;+ y ustedes, no teman a la gente de la tierra,+ porque son pan para nosotros. Su amparo se ha apartado de sobre ellos,+ y Jehová está con nosotros.+ No los teman”.+ 10  Sin embargo, toda la asamblea habló de lapidarlos.+ Y la gloria de Jehová se apareció sobre la tienda de reunión a todos los hijos de Israel.+ 11  Por fin Jehová dijo a Moisés: “¿Hasta cuándo+ me tratará sin respeto+ este pueblo, y hasta cuándo no pondrán fe en mí por todas las señales que he ejecutado en medio de ellos?+ 12  Déjame herirlos con peste y expulsarlos, y déjame hacer de ti una nación más grande y más poderosa que ellos”.+ 13  Pero Moisés dijo a Jehová: “Entonces los egipcios de seguro oirán que tú por tu poder has hecho salir de en medio de ellos a este pueblo.+ 14  Y ellos de seguro lo dirán a los habitantes de esta tierra. Ellos han oído que tú eres Jehová en medio de este pueblo,+ el que se ha aparecido cara a cara.*+ Tú eres Jehová, y tu nube está parada sobre ellos, y tú vas delante de ellos en la columna de nube de día y en la columna de fuego de noche.+ 15  Si tú dieras muerte a este pueblo como a un solo hombre,+ entonces las naciones que han oído de tu fama ciertamente dirían esto: 16  ‘Porque Jehová no pudo introducir a este pueblo en la tierra acerca de la cual les juró, procedió a darlos a la matanza en el desierto’.+ 17  Y ahora, por favor, engrandézcase tu poder,*+ oh Jehová,* tal como has hablado, diciendo: 18  ‘Jehová, tardo para la cólera+ y abundante en bondad amorosa,*+ que perdona error y transgresión,+ pero de ninguna manera dará exención de castigo,+ que hace venir el castigo por el error de los padres sobre los hijos, sobre la tercera generación y sobre la cuarta generación’.+ 19  Perdona, por favor, el error de este pueblo de acuerdo con la grandeza de tu bondad amorosa, y tal como has perdonado a este pueblo desde Egipto en adelante hasta ahora”.+ 20  Entonces Jehová dijo: “De veras perdono conforme a tu palabra.+ 21  Y, por otra parte, tan ciertamente como que yo vivo, toda la tierra se llenará de la gloria de Jehová.+ 22  Pero todos los hombres que han estado viendo mi gloria+ y mis señales+ que he ejecutado en Egipto y en el desierto, y, no obstante, han seguido poniéndome a prueba+ estas diez veces, y no han escuchado mi voz,+ 23  nunca verán* la tierra acerca de la cual juré a sus padres, sí, ninguno de los que me tratan sin respeto la verán.+ 24  En cuanto a mi siervo Caleb,+ porque un espíritu diferente ha resultado estar con él y siguió yendo íntegramente en pos de mí,+ ciertamente lo introduciré en la tierra adonde ha ido, y su prole tomará posesión de ella.+ 25  Mientras los amalequitas y los cananeos+ estén morando en la llanura baja, ustedes den la vuelta mañana y partan para marchar al desierto por vía del mar Rojo”.+ 26  Y Jehová siguió hablando a Moisés y Aarón, y dijo: 27  “¿Hasta cuándo tendrá esta mala asamblea esta murmuración que está llevando a cabo contra mí?+ He oído las murmuraciones de los hijos de Israel que están murmurando contra mí.+ 28  Diles: ‘“¡Tan ciertamente como que yo vivo —es la expresión de Jehová—, si no les haré a ustedes justamente como han hablado a mis oídos!+ 29  En este desierto caerán sus cadáveres,+ sí, todos los inscritos de ustedes de su número total de veinte años de edad para arriba, ustedes los que han murmurado contra mí.+ 30  En cuanto a ustedes, no entrarán en la tierra en la que alcé la mano+ [en juramento] para residir con ustedes, salvo Caleb hijo de Jefuné y Josué hijo de Nun.+ 31  ”’”Y a los pequeñuelos de ustedes, que ustedes dijeron que llegarían a ser botín,+ a estos también ciertamente introduciré, y ellos verdaderamente conocerán la tierra que ustedes han rechazado.+ 32  Pero los cadáveres de ustedes mismos caerán en este desierto.+ 33  Y sus hijos llegarán a ser pastores* en el desierto+ cuarenta años, y tendrán que responder por los actos de fornicación+ de ustedes,* hasta que los cadáveres de ustedes se acaben en el desierto.+ 34  Por el número de los días que ustedes espiaron la tierra, cuarenta días,+ un día por un año, un día por un año,+ ustedes responderán por sus errores cuarenta años,+ puesto que tienen que conocer lo que significa mi desapego.+ 35  ”’”Yo Jehová he hablado si no es esto lo que haré a toda esta mala asamblea,+ a los que se han reunido contra mí: En este desierto se acabarán, y allí morirán.+ 36  Y los hombres a quienes Moisés envió a espiar la tierra y que, al volver, empezaron a hacer murmurar a la entera asamblea contra él,* presentando un informe malo contra la tierra,+ 37  sí, los hombres que presentaron el informe malo acerca de la tierra morirán por el azote delante de Jehová.+ 38  Pero Josué hijo de Nun y Caleb hijo de Jefuné ciertamente seguirán viviendo, de aquellos hombres que fueron a espiar la tierra”’”.+ 39  Cuando Moisés procedió a hablar estas palabras a todos los hijos de Israel, entonces el pueblo se dio al duelo en gran manera.+ 40  Además, se levantaron muy de mañana y trataron de subir hasta la cima de la montaña, diciendo: “Aquí estamos, y tenemos que subir al lugar que Jehová mencionó. Pues hemos pecado”.+ 41  Pero Moisés dijo: “¿Por qué están pasando más allá de la orden de Jehová?+ Pero eso no tendrá éxito. 42  No suban, porque Jehová no está en medio de ustedes; para que no sean derrotados delante de sus enemigos.+ 43  Porque los amalequitas y los cananeos están allí delante de ustedes;+ y con certeza ustedes caerán a espada, porque, a causa de que se han vuelto de seguir a Jehová, Jehová no continuará con ustedes”.+ 44  Sin embargo, ellos se atrevieron a subir a la cima de la montaña,+ pero el arca del pacto de Jehová y Moisés no se movieron de en medio del campamento.+ 45  Entonces los amalequitas+ y los cananeos que estaban morando en aquella montaña vinieron bajando y se pusieron a herirlos, y fueron esparciéndolos hasta Hormá.+

Notas

Lit.: “ojo a ojo”. Heb.: ‛á·yin be‛á·yin.
“Tu poder”, LXXSy; M: “poder”.
Uno de los 134 cambios de YHWH a ’Adho·nái que hicieron los escribas. Véase Ap. 1B.
O: “amor leal”.
Lit.: “[juro] si verán”.
“Pastores”, M; lat.: vá·gi, “vagabundos; errantes”.
“Los actos de fornicación de ustedes.” Heb.: zenu·theh·kjém; gr.: por·néi·an; lat.: for·ni·ca·ti·ó·nem. Véase Ap. 5A.
“Habían hecho que la entera multitud murmurara contra él”, Vg.