Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

español

Biblia en línea | TRADUCCIÓN DEL NUEVO MUNDO DE LAS SANTAS ESCRITURAS

Génesis 19:1-38

19  Ahora bien, los dos ángeles llegaron a Sodoma al atardecer, y Lot estaba sentado a la puerta de Sodoma.+ Cuando Lot alcanzó a verlos, entonces se levantó para ir a su encuentro y se inclinó rostro a tierra.+  Y procedió a decir: “Por favor, ahora, señores míos, desvíense, por favor, a casa de su siervo, y quédense toda la noche, y que se les laven los pies.+ Luego tienen que levantarse temprano y seguir viajando por su camino”.+ A lo que dijeron ellos: “No, sino que en la plaza pública nos quedaremos toda la noche”.+  Pero él los instó mucho,+ de modo que se desviaron a donde él y entraron en su casa. Entonces él les hizo un banquete,+ y coció tortas no fermentadas,+ y ellos se pusieron a comer.  Antes que pudieran acostarse, los hombres de la ciudad, los hombres de Sodoma, cercaron la casa,+ desde el muchacho hasta el viejo, toda la gente en una chusma.*+  Y siguieron llamando a Lot y diciéndole: “¿Dónde están los hombres que entraron contigo esta noche? Sácanoslos para que tengamos ayuntamiento con ellos”.+  Por fin Lot salió a donde ellos, a la entrada, pero cerró la puerta tras sí.  Entonces dijo: “Por favor, hermanos míos, no obren mal.+  Por favor, miren que tengo dos hijas que nunca han tenido coito con hombre.+ Por favor, déjenme sacarlas a ustedes. Entonces háganles lo que parezca bien a sus ojos.+ Solo no hagan nada a estos hombres,+ porque por eso han venido bajo la sombra de mi techo”.+  A lo que dijeron: “¡Quítate allá!”. Y añadieron: “Este hombre solitario vino acá a morar como forastero+ y, no obstante, realmente quiere hacer de juez.+ Ahora vamos a hacerte peor a ti que a ellos”. Y con ímpetu vinieron echándose pesadamente sobre el hombre,+ sobre Lot, y estaban acercándose para forzar la puerta.+ 10  De modo que los hombres alargaron la mano y metieron a Lot consigo, dentro de la casa, y cerraron la puerta. 11  Pero a los hombres que estaban a la entrada de la casa los hirieron con ceguera,+ desde el menor hasta el mayor,+ de modo que estos se agotaban tratando de hallar la entrada.+ 12  Entonces los hombres dijeron a Lot: “¿Tienes otros aquí? Yerno y tus hijos y tus hijas y cuantos sean tuyos en la ciudad, ¡sácalos del lugar!+ 13  Pues vamos a arruinar este lugar, porque el clamor contra ellos se ha hecho fuerte delante de Jehová,+ de modo que Jehová nos ha enviado para arruinar la ciudad”.*+ 14  Por lo tanto Lot salió y empezó a hablar a sus yernos que habían de tomar* a sus hijas, y siguió diciendo: “¡Levántense! ¡Sálganse de este lugar, porque Jehová va a arruinar la ciudad!”.+ Pero a los ojos de sus yernos parecía como hombre que bromeaba.+ 15  No obstante, cuando ascendió el alba, entonces los ángeles se pusieron a apremiar a Lot, diciendo: “¡Levántate! ¡Toma a tu esposa y a tus dos hijas que se hallan aquí,+ por temor de que seas barrido en el error de la ciudad!”.+ 16  Cuando siguió demorándose,+ entonces, por la compasión de Jehová para con él,+ los hombres asieron la mano de él y la mano de su esposa y las manos de sus dos hijas y procedieron a sacarlo y a situarlo fuera de la ciudad.+ 17  Y aconteció que, tan pronto como los hubieron sacado a las afueras, él* empezó a decir: “¡Escapa por tu alma!+ ¡No mires atrás+ y no te detengas en todo el Distrito!*+ ¡Escapa a la región montañosa por temor de que seas barrido!”.+ 18  Entonces les dijo Lot: “¡Eso no, por favor, Jehová!* 19  Ahora, por favor, tu siervo ha hallado favor a tus ojos+ de modo que estás engrandeciendo tu bondad amorosa,*+ la cual has ejercido conmigo para conservar viva mi alma,+ pero yo... yo no puedo escapar a la región montañosa por temor de que la calamidad se mantenga cerca de mí y yo ciertamente muera.+ 20  Ahora, por favor, esta ciudad está cerca para huir allá, y es cosa pequeña.+ Permítaseme, por favor, escapar allá —¿no es cosa pequeña?— y mi alma seguirá viviendo”.+ 21  Así que él le dijo: “Mira que verdaderamente te muestro consideración hasta este grado* también,+ al no derribar la ciudad de la cual has hablado.+ 22  ¡Apresúrate! ¡Escapa allá, porque no puedo hacer nada hasta que llegues allá!”.+ Por eso él llamó la ciudad por nombre Zóar.*+ 23  El sol había salido sobre la tierra cuando Lot llegó a Zóar.+ 24  Entonces Jehová hizo llover azufre y fuego desde Jehová, desde los cielos, sobre Sodoma y sobre Gomorra.+ 25  De modo que siguió adelante derribando a estas ciudades, sí, al Distrito entero, y a todos los habitantes de las ciudades, y las plantas del suelo.+ 26  Y la esposa de él empezó a mirar alrededor desde detrás de él,* y se convirtió en columna de sal.+ 27  Ahora bien, muy de mañana Abrahán se dirigió al lugar donde había estado de pie delante de Jehová.+ 28  Entonces miró abajo hacia Sodoma y Gomorra y hacia toda la tierra del Distrito, y vio una escena. ¡Pues mire, humo denso ascendía de la tierra como el humo denso de un horno de calcinación!+ 29  Y aconteció que, cuando Dios arruinó las ciudades del Distrito, Dios tuvo presente a Abrahán, pues dio pasos para enviar a Lot de en medio del derribo cuando derribó las ciudades en medio de las cuales había estado morando Lot.+ 30  Más tarde Lot subió desde Zóar y empezó a morar en la región montañosa, y sus dos hijas junto con él,+ porque le dio miedo morar en Zóar.+ De modo que empezó a morar en una cueva, él y sus dos hijas. 31  Y la primogénita procedió a decir a la más joven: “Nuestro padre es viejo, y no hay hombre en el país que tenga relaciones con nosotras según la manera de toda la tierra.+ 32  Ven, demos a beber vino a nuestro padre+ y acostémonos con él y conservemos prole de nuestro padre”.+ 33  De modo que siguieron dando a beber vino a su padre durante aquella noche;+ entonces la primogénita entró y se acostó con su padre, pero él no supo cuando ella se acostó ni cuando se levantó.* 34  Y al día siguiente sucedió que la primogénita dijo entonces a la más joven: “Mira, anoche me acosté con mi padre. Démosle a beber vino también esta noche. Entonces entra tú, acuéstate con él, y conservemos prole de nuestro padre”. 35  De modo que repetidas veces dieron a beber vino a su padre durante aquella noche también; entonces la más joven se levantó y se acostó con él, pero él no supo cuando ella se acostó ni cuando se levantó. 36  Y ambas hijas de Lot quedaron encinta de su padre.+ 37  Con el tiempo la primogénita llegó a ser madre de un hijo, y lo llamó por nombre Moab.*+ Es el padre de Moab, hasta el día de hoy.+ 38  En cuanto a la más joven, ella también dio a luz un hijo, y entonces lo llamó por nombre Ben-ammí.* Es el padre de los hijos de Ammón,+ hasta el día de hoy.

Notas

O: “de todas partes”.
Lit.: “arruinarla”, refiriéndose a la “ciudad”.
O: “que tenían la intención de tomar”.
“Ellos”, LXXSyVgc.
O: “la Cuenca”. Véase 13:10, n: “Distrito”.
Uno de los 134 cambios de YHWH a ’Adho·nái que hicieron los escribas. Véase Ap. 1B.
O: “tu amor leal”. Heb.: jas·dekjá.
O: “consideración en esta cosa”.
Que significa: “Pequeñez”.
“Mirar detrás de ella”, SyVg.
“Ni cuando se levantó”, heb.: u·vequ·máh. En M la segunda Waw está marcada con un punto extraordinario de los soferim (escribas), tal vez para llamar atención a la ortografía. Véase Ap. 2A.
Que significa: “De Padre”. Heb.: Moh·’áv. LXX añade: “diciendo: ‘De mi padre’”.
Que significa: “Hijo de Mi Pueblo”, es decir, hijo de mis parientes; no de extranjeros como los sodomitas. Heb.: Ben-‛am·mí.