Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

español

Biblia en línea | TRADUCCIÓN DEL NUEVO MUNDO DE LAS SANTAS ESCRITURAS

2 Crónicas 14:1-15

14  Finalmente Abías yació con sus antepasados,+ y lo enterraron en la Ciudad de David;+ y Asá+ su hijo empezó a reinar en lugar de él. En sus días el país estuvo sin disturbio+ por diez años.*  Y Asá procedió a hacer lo que era bueno y recto a los ojos de Jehová su Dios.  De modo que quitó los altares extranjeros*+ y los lugares altos+ y quebró las columnas sagradas+ y cortó los postes sagrados.*+  Además, dijo a Judá que buscara+ a Jehová el Dios de sus antepasados y que pusiera por obra la ley+ y el mandamiento.+  En conformidad con eso, quitó de todas las ciudades de Judá los lugares altos y los estantes del incienso;+ y el reino continuó sin disturbio+ delante de él.  Y pasó a edificar ciudades fortificadas en Judá,+ pues el país no tenía disturbio; y no hubo guerra contra él durante estos años, porque Jehová le dio descanso.+  De modo que él dijo a Judá: “Edifiquemos estas ciudades y hagamos muros+ alrededor, y torres,+ puertas dobles y barras.+ Para nosotros el país todavía está disponible, porque hemos buscado a Jehová nuestro Dios.+ Hemos buscado, y él nos da descanso todo en derredor”.+ Y se pusieron a edificar y a lograr éxito.+  Y Asá llegó a tener una fuerza militar que llevaba el escudo grande+ y la lanza,+ trescientos mil de Judá.+ Y de Benjamín los que llevaban el broquel y doblaban el arco+ eran doscientos ochenta mil.+ Todos estos eran hombres valientes, poderosos.  Más tarde Zérah el etíope*+ salió contra ellos con una fuerza militar de un millón* de hombres+ y trescientos carros, y vino hasta Maresah.+ 10  Entonces Asá salió contra él,* y se dispusieron en orden de batalla en el valle de Zefata junto a Maresah. 11  Y Asá empezó a clamar a Jehová su Dios+ y a decir: “Oh Jehová, en cuanto a ayudar, para ti no importa si hay muchos o [los de] ningún poder.+ Ayúdanos, oh Jehová nuestro Dios, porque de veras nos apoyamos en ti,+ y en tu nombre+ hemos venido contra esta muchedumbre. Oh Jehová, tú eres nuestro Dios.+ No permitas que el hombre mortal* retenga fuerza contra ti”.+ 12  Ante aquello, Jehová derrotó+ a los etíopes delante de Asá y delante de Judá, y los etíopes se dieron a la fuga. 13  Y Asá y la gente que con él estaba siguieron persiguiéndolos hasta Guerar,+ y los de los etíopes continuaron cayendo hasta que no hubo ninguno de ellos vivo; porque fueron hechos pedazos delante de Jehová+ y delante de su campamento.+ Después ellos se llevaron una grandísima cantidad de despojo.+ 14  Además, hirieron todas las ciudades de en derredor de Guerar, porque el pavor+ de Jehová había llegado a estar sobre ellas; y se pusieron a saquear todas las ciudades, porque había mucho que saquear en ellas.+ 15  Y hasta las tiendas+ con ganado hirieron de manera que cautivaron+ rebaños en gran número, y camellos,+ después de lo cual regresaron a Jerusalén.

Notas

MLXX terminan aquí el capítulo 13.
Lit.: “los altares del (país) extranjero”.
O: “los aserás”.
“Etíope”, LXXVg; M: “cusita”.
Lit.: “mil millares”.
Lit.: “enfrente de él”, M; gr.: eis sy·nán·te·sin au·tói; Vgc(lat.): ób·vi·am é·i. Compárese con Gé 10:9, n: “Oposición a”.
“Hombre mortal.” Heb.: ’enóhsch; gr.: án·thro·pos; lat.: hó·mo.