Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

español

Biblia en línea | TRADUCCIÓN DEL NUEVO MUNDO DE LAS SANTAS ESCRITURAS

1 Corintios 8:1-13

8  Ahora bien, respecto a los alimentos ofrecidos a ídolos:*+ sabemos que todos tenemos conocimiento.+ El conocimiento hincha, pero el amor edifica.+  Si alguien piensa que ha adquirido conocimiento de algo,+ todavía no [lo] sabe exactamente como debe saber[lo].+  Pero si alguien ama a Dios,+ este es conocido por él.+  Ahora bien, respecto al comer+ alimentos ofrecidos a ídolos, sabemos que un ídolo no es nada+ en el mundo,* y que no hay más que un solo Dios.+  Porque aunque hay aquellos que son llamados “dioses”,+ sea en el cielo+ o en la tierra,+ así como hay muchos “dioses” y muchos “señores”,+  realmente para nosotros hay un solo Dios*+ el Padre,+ procedente de quien son todas las cosas, y nosotros para él;+ y hay un solo Señor,+ Jesucristo,+ mediante quien son todas las cosas,+ y nosotros mediante él.  No obstante, no hay este conocimiento en todos;+ sino que algunos, estando hasta ahora acostumbrados al ídolo, comen alimento como algo sacrificado al ídolo,+ y su conciencia, que es débil, se contamina.+  Pero el alimento no nos recomienda a Dios;+ si no comemos, no por eso somos menos, y, si comemos, no nos es de ningún mérito.+  Pero sigan vigilando que esta autoridad suya no llegue a ser de algún modo tropiezo para los que son débiles.+ 10  Porque si alguien te viera a ti, el que tiene conocimiento, reclinado a una comida en un templo de ídolos,* ¿no será edificada la conciencia de aquel que es débil hasta el grado de comer alimentos ofrecidos a ídolos?+ 11  Realmente, por tu conocimiento, el hombre que es débil se arruina, [tu] hermano por cuya causa Cristo murió.+ 12  Pero cuando ustedes pecan así contra sus hermanos y hieren la conciencia de ellos+ que es débil, están pecando contra Cristo. 13  Por lo tanto, si el alimento hace tropezar a mi hermano,+ no volveré a comer carne jamás, para no hacer tropezar a mi hermano.+

Notas

O: “las cosas sacrificadas a ídolos”.
O: “nada en absoluto”.
“Un solo Dios.” Gr.: heis The·ós; lat.: ú·nus Dé·us; J18,22(heb.): ’Elo·hím ’e·jádh.
Compárese con Jue 9:27.