Ir al contenido

29 DE NOVIEMBRE DE 2018
RUSIA

Dennis Christensen recibe apoyo internacional

Dennis Christensen es testigo de Jehová y lleva más de 525 días encarcelado por practicar su fe. Se ha presentado ante los tribunales casi 50 veces. El Tribunal del Distrito Yeleznodorozni de Oriol (Rusia) que está a cargo de su caso ha programado audiencias para mediados de diciembre. Aunque su encarcelamiento ya se ha alargado más de dieciocho meses, Dennis no ha perdido su actitud positiva. Queda claro que Jehová lo está ayudando y está respondiendo a las oraciones de millones de hermanos de todo el mundo.

Dennis ha recibido cientos de tarjetas y dibujos de Testigos de Rusia y de otras partes del mundo para expresarle apoyo y cariño. En la audiencia que se llevó a cabo el 30 de octubre de 2018, Dennis mostró las tarjetas y los dibujos que le han mandado algunos niños para que pudieran verlos quienes habían ido a la sala a apoyarlo.

En una pausa durante la audiencia del 30 de octubre de 2018, Dennis mostró a través del cristal de la cabina de detención algunas de las cartas de ánimo que ha recibido.

Además de nuestra hermandad, la comunidad internacional también está muy interesada en el caso de Dennis Christensen. El 21 de julio de 2017, el Centro de Derechos Humanos Memorial, que está en Moscú, le concedió el estatus de preso político. El 20 de junio de 2018, el Consejo de Derechos Humanos de Rusia solicitó a la Fiscalía General del Estado que revisara la validez del proceso penal contra los testigos de Jehová. El 26 de septiembre de 2018, la Comisión de Estados Unidos para la Libertad Religiosa Internacional nombró oficialmente a Dennis Christensen “preso de conciencia por motivos religiosos”.

El gobierno ruso había garantizado en audiencia pública que la prohibición de las entidades legales de los Testigos no afectaría el derecho de los individuos a practicar su fe. Sin embargo, las agencias de seguridad locales y federales han ignorado por completo esa garantía y han aplicado erróneamente la ley para arrestar a Dennis y a muchos otros Testigos por participar en supuestas actividades “extremistas”. Este año, Rusia ha efectuado varias redadas por todo el país. Para cuando se escribió este artículo, había 25 hombres y mujeres testigos de Jehová encarcelados, otros 18 bajo arresto domiciliario y más de 40 con otras restricciones. El resultado del juicio de Dennis Christensen sentará un precedente para otros casos. Hay más de 90 Testigos de unas 30 regiones de Rusia que están a la espera de que concluyan las investigaciones judiciales.

Sabemos que la hermandad mundial seguirá pidiendo a Jehová que les dé fuerzas y valor a nuestros queridos hermanos y hermanas que enfrentan cargos penales debido a su fe. Deseamos que llegue el día en que Jehová se encargue de que se les haga justicia (Lucas 18:7).