Ir al contenido

De izquierda a derecha: Serguéi y Ana Mélnik, Valeri y Marina Rogozin e Ígor y Yevguenia Yégozarian.

26 DE FEBRERO DE 2021
RUSIA

Tras siete meses en prisión preventiva, tres testigos de Jehová siguen esperando la sentencia del tribunal

Tras siete meses en prisión preventiva, tres testigos de Jehová siguen esperando la sentencia del tribunal

Fecha prevista de la sentencia

El Tribunal de Distrito de Volgogrado de Traktorozavod pronto anunciará su sentencia en el caso contra Serguéi Mélnik, Ígor Yégozarian y Valeri Rogozin. * El fiscal todavía no solicita una pena específica para nuestros hermanos.

Información personal

Serguéi Mélnik

  • Año de nacimiento: 1972 (Volgogrado, región de Volgogrado).

  • Datos biográficos: Se graduó de una escuela técnica como mecánico automotriz. Ahora se dedica a construir y reparar techos. Se casó con Ana en 1993 y tienen tres hijos. A la familia le gusta el senderismo y pasar tiempo juntos en la naturaleza.

    Ana fue la primera en estudiar la Biblia con los testigos de Jehová. Cuando Serguéi vio los cambios positivos que ella hizo, también quiso estudiar la Biblia. Él se bautizó en 1999.

Valeri Rogozin

  • Año de nacimiento: 1962 (Krasnokamsk, región de Perm).

  • Datos biográficos: Fue piloto del ejército durante doce años y, desde que se retiró, ha trabajado como ingeniero de diseño. Se casó con Marina en 1984 y tienen dos hijos.

    Empezó a estudiar la Biblia a principios de los noventa y se bautizó en 1998.

Ígor Yégozarian

  • Año de nacimiento: 1965 (Volgogrado, región de Volgogrado).

  • Datos biográficos: Zapatero y electricista de oficio. Desde pequeño le gustó la música, y toca la guitarra. En el 2002 se casó con Yevguenia y tienen un hijo.

    Su madre fue la primera persona que le habló sobre el Reino de Dios. Le impresionó lo lógicas y sencillas que eran las verdades de la Biblia. Se bautizó en 1992.

Información sobre el caso

El 16 de mayo de 2019, agentes de la policía y del Servicio Federal de Seguridad registraron siete casas de Testigos en la región de Volgogrado (Rusia). Dos días después, el juez del tribunal de distrito central puso en prisión preventiva a Serguéi, Valeri e Ígor. Estuvieron detenidos siete meses.

Aunque los tres han vuelto con sus familias, han tenido que enfrentar dificultades mientras esperan la sentencia. Por ejemplo, a Valeri lo pusieron en la lista del Servicio Federal de Supervisión Financiera de Rusia. Él dice: “Me prohibieron el acceso a mis cuentas bancarias. Tampoco puedo usar ni el teléfono ni internet y, como necesitaba esas dos cosas para trabajar, perdí mi empleo”. En este momento, él y su esposa viven de sus pensiones, así que han tenido que simplificar mucho su vida.

El tribunal también les ha impuesto restricciones a Ígor y Serguéi, y por eso encontrar trabajo se les está haciendo difícil. Serguéi no ha podido tener un horario de trabajo normal porque tiene que ir constantemente a las audiencias del tribunal. Él cuenta: “Como trabajo reparando y construyendo techos, solo he podido aceptar pequeños trabajos esporádicos para poder terminarlos a tiempo entre audiencia y audiencia”.

Ígor está luchando contra una enfermedad, y tiene que ir al hospital con mucha frecuencia. Él dice: “Por culpa de los cargos que hay en mi contra, es imposible encontrar un empleo”. A pesar de su mala salud y de los problemas económicos, reconoce: “Jehová nos ha regalado una gran familia de hermanos y hermanas que no nos han abandonado durante estos momentos tan difíciles”.

No hay duda de que nuestros hermanos y sus familias están teniendo graves problemas económicos por las restricciones que les han impuesto. Pero estamos seguros de que tanto ellos como todos los Testigos de Rusia seguirán siendo leales pase lo que pase. Saben que Jehová les dará todo lo que necesitan (Mateo 6:33).

^ párr. 3 La fecha de la sentencia no siempre se informa de antemano.