Ir al contenido

Ir al menú secundario

Testigos de Jehová

español

Oficinas de la Comisión Nacional de Derechos Humanos de Corea del Sur

25 DE ENERO DE 2017
COREA DEL SUR

La Comisión Nacional de Derechos Humanos de Corea del Sur pide que se respete la libertad de conciencia

El 9 de diciembre de 2016, la Comisión Nacional de Derechos Humanos de Corea del Sur publicó su opinión respecto a los casos que el Tribunal Constitucional tiene pendientes, y en dicha opinión examinó el derecho a la objeción de conciencia al servicio militar. Partiendo de las normas internacionales más recientes, concluyó que este es un derecho fundamental que no puede estar sometido a restricciones y que debe ser protegido por el gobierno.

Es significativo que en su opinión escrita la Comisión estableció que este derecho fundamental es una “razón válida” para negarse a realizar el servicio militar. En este documento la Comisión le pide al gobierno que implemente un “servicio alternativo con verdadero valor para la sociedad” a fin de equilibrar el deber de realizar el servicio militar con la libertad de conciencia garantizada por la Constitución.

Según la Comisión, la práctica vigente de encarcelar a los objetores de conciencia no cumple ningún propósito. El documento dice: “El castigo debe servir para suprimir y prevenir el delito. Y sin embargo, la mayoría de los objetores de conciencia no se arrepienten de su decisión ni transigen por temor al castigo. [...] Por tanto, el castigo no logra nada”.

La Comisión ha confirmado su decisión del 26 de diciembre de 2005, en la que expresaba que Corea del Sur debe instaurar un servicio alternativo que permita que el derecho a la objeción de conciencia coexista con el deber de defender la nación. * Comprometida con su misión de defender los derechos humanos, la Comisión remitió su opinión al Tribunal Constitucional para que este la examine durante sus deliberaciones.

“La Constitución y las leyes internacionales de derechos humanos exigen que se respete la libertad de conciencia, y el derecho a la objeción de conciencia al servicio militar está garantizado por esa libertad. Castigar a los objetores de conciencia por violar la ley de Servicio Militar, cuando existe la posibilidad de permitirles contribuir a la defensa de la nación mediante un servicio alternativo, va en contra de la libertad de conciencia” (Comisión Nacional de Derechos Humanos, 28 de noviembre de 2016).

Probabilidad de éxito

El profesor de Derecho Jae-seung Lee dijo lo siguiente sobre la opinión de la Comisión: “Si el gobierno de Corea del Sur decide respetar el ‘derecho fundamental y universal’ a la objeción de conciencia, puede que establezca un servicio civil alternativo. Si así lo hace, espero que se respeten las normas internacionales relacionadas con el servicio civil alternativo, a fin de que el programa tenga la mayor probabilidad de éxito”.

Dae-il Hong, portavoz de los testigos de Jehová de Corea del Sur, declaró: “Desde agosto de 2012, cuando el Tribunal Constitucional decidió reexaminar este asunto, más de 2.000 jóvenes Testigos han sido encarcelados. Esperamos que la decisión del Tribunal Constitucional se amolde a las normas internacionales a favor de la vida y la paz. También anhelamos que se ponga fin a los encarcelamientos y que los jóvenes Testigos puedan servir a la comunidad sin violar su conciencia”.

^ párr. 5 El 11 de julio de 2008, la Comisión Nacional de Derechos Humanos le pidió al ministro de Defensa por segunda vez que estableciera un servicio alternativo para los objetores de conciencia. Además, la Comisión publicó una opinión el 26 de noviembre de 2007 en la que condenaba la práctica de castigar en repetidas ocasiones a los reservistas que rehusaban recibir entrenamiento militar por razones de conciencia.