Ir al contenido

TEXTOS BÍBLICOS EXPLICADOS

Éxodo 20:12 | “Honra a tu padre y a tu madre”

“Honra a tu padre y a tu madre, para que vivas mucho tiempo en la tierra que te dará Jehová * tu Dios” (Éxodo 20:12, Traducción del Nuevo Mundo).

“Honra a tu padre y a tu madre, para que tus días se alarguen en la tierra que Jehová tu Dios te da” (Éxodo 20:12, Reina-Valera, 1960).

Significado de Éxodo 20:12

Dios les mandó a los israelitas que honraran a sus padres. Al añadir una promesa a este mandato, les dio una razón más para obedecerlo. Aunque la Ley que Dios les dio a los israelitas —conocida como Ley mosaica— ya no está en vigor, el criterio de Dios no ha cambiado. Las verdades básicas en las que se basa esa Ley siguen siendo igual de válidas hoy, y por eso son importantes para los cristianos (Colosenses 3:20).

Los hijos —sin importar la edad que tengan— honran a sus padres si los respetan y obedecen (Levítico 19:3; Proverbios 1:8). Incluso cuando ya son adultos y han formado su propia familia, siguen preocupándose con cariño por sus padres y ayudándolos. Por ejemplo, se aseguran de que estén bien cuidados cuando ya son mayores, y hasta los ayudan económicamente en caso de que sea necesario (Mateo 15:4-6; 1 Timoteo 5:4, 8).

Los israelitas tenían que honrar a su padre y también a su madre; así reconocían el papel tan importante que tiene la madre en la familia (Proverbios 6:20; 19:26). Los hijos de hoy deberían hacer lo mismo.

Eso sí, el mandato de honrar a los padres siempre ha tenido límites. Los hijos israelitas no tenían que obedecer a sus padres —ni a ninguna otra persona— si eso significaba desobedecer a Dios (Deuteronomio 13:6-8). Hoy también, los cristianos deben “obedecer a Dios como gobernante más bien que a los hombres” (Hechos 5:29).

En la Ley que Dios le dio a Israel, les prometió a los hijos que, si honraban a sus padres, vivirían mucho tiempo y les iría bien en la tierra que él les iba a dar (Deuteronomio 5:16). Evitarían el castigo que se daba a los hijos adultos que pasaban por alto la ley de Dios y se rebelaban contra sus padres (Deuteronomio 21:18-21). Las verdades básicas que hay detrás de esas leyes no han cambiado con el paso del tiempo (Efesios 6:1-3). Seamos jóvenes o mayores, somos responsables ante nuestro Creador. Y él cumplirá su promesa: los hijos que obedezcan a Dios y a sus padres vivirán mucho tiempo. De hecho, tienen la esperanza de vivir para siempre (1 Timoteo 4:8; 6:18, 19).

Contexto de Éxodo 20:12

El mandato de Éxodo 20:12 ocupa un lugar clave en la lista de los Diez Mandamientos, o las Diez Palabras (Éxodo 20:1-17). Los mandamientos que aparecen justo antes hablan de las obligaciones que los israelitas tenían con Dios, como la de adorarlo solo a él. Y los mandamientos que aparecen justo después hablan de las obligaciones que tenían hacia otras personas, como la de ser fiel al cónyuge y la de no robar. Así que algunos ven el mandamiento “Honra a tu padre y a tu madre” como un puente entre ambos grupos de mandamientos.

Lea el capítulo 20 de Éxodo junto con las notas explicativas y las referencias a otros versículos.

^ párr. 1 Jehová es el nombre de Dios (Salmo 83:18).