¡Qué divertido es meditar en los amigos de Jehová de tiempos bíblicos!