Carta de Santiago 3:1-18

3  Hermanos míos, no muchos de ustedes deberían hacerse maestros, pues saben que seremos juzgados de forma más severa.+  Porque todos tropezamos* muchas veces.+ El que nunca tropieza con sus palabras es perfecto y capaz de refrenar también todo su cuerpo.  Cuando a los caballos les ponemos frenos en la boca para que nos obedezcan, también dirigimos todo su cuerpo.  Fíjense también en los barcos: aunque sean muy grandes y los impulsen vientos fuertes, son dirigidos con un pequeño timón y van adonde quiera ir el que está al timón.  Lo mismo pasa con la lengua: aunque es una pequeña parte del cuerpo, hace grandes alardes. ¡Y fíjense con qué pequeño fuego se incendia un enorme bosque!  La lengua también es un fuego.+ La lengua representa un mundo de injusticia entre los miembros de nuestro cuerpo, porque contamina todo el cuerpo+ y, encendida por la Gehena,* le prende fuego a todo el curso de una vida.*  Porque todo tipo de animales salvajes, aves, reptiles* y animales marinos pueden ser domados y han sido domados por el ser humano.  Pero ningún ser humano puede domar la lengua. Es incontrolable y hace daño; está llena de veneno mortal.+  Con ella alabamos a Jehová,* el Padre, pero con ella también maldecimos a hombres que fueron hechos “a la semejanza de Dios”.+ 10  De la misma boca salen bendición y maldición. Hermanos míos, no está bien que pase esto.+ 11  De la misma boca de un manantial no salen agua dulce y agua amarga, ¿verdad? 12  Hermanos míos, la higuera no puede dar aceitunas ni la vid higos, ¿verdad?+ Tampoco el agua salada puede dar agua dulce. 13  ¿Quién de ustedes es sabio y entendido? Que demuestre con su buena conducta que sus obras se realizan con la apacibilidad que da la sabiduría. 14  Pero, si ustedes tienen amargos celos+ y un espíritu conflictivo*+ en el corazón, no anden alardeando+ ni mintiendo contra la verdad. 15  Esta no es la sabiduría que viene de arriba; es terrenal,+ animal, demoniaca. 16  Porque, donde hay celos y un espíritu conflictivo,* también habrá desorden y todo tipo de cosas malas.*+ 17  Pero la sabiduría de arriba es en primer lugar pura,+ luego es pacífica+ y razonable,+ está lista para obedecer y llena de misericordia y buenos frutos,+ es imparcial+ y no es hipócrita.+ 18  Además, el fruto de la justicia se siembra en condiciones pacíficas+ para* los que fomentan la paz.+

Notas

O “cometemos errores”.
Lit. “la rueda del nacimiento (origen)”.
O “criaturas que se arrastran”.
O quizás “una ambición egoísta”.
O quizás “una ambición egoísta”.
O “viles”.
O quizás “es sembrado en condiciones pacíficas por”.

Notas de estudio

Multimedia