Carta a los Efesios 3:1-21

3  Por esta razón yo, Pablo, prisionero+ de Cristo Jesús por el bien de ustedes, la gente de las naciones...  Seguramente se han enterado de que recibí la responsabilidad de administrar*+ la bondad inmerecida de Dios para beneficio de ustedes,  de que se me dio a conocer el secreto sagrado por medio de una revelación, como ya antes les escribí brevemente.  Así pues, cuando lean esto, se darán cuenta de la comprensión que tengo del secreto sagrado+ del Cristo.  En otras generaciones, a los hijos de los hombres no se les dio a conocer este secreto como se les ha revelado ahora a sus santos apóstoles y profetas por medio del espíritu:+  que personas de las naciones, al estar en unión con Cristo Jesús y gracias a las buenas noticias, serían coherederas y miembros del mismo cuerpo+ y participarían con nosotros de la promesa.  Me convertí en ministro de esto de acuerdo con el regalo* de la bondad inmerecida de Dios que recibí por medio de la actuación de su poder.+  Yo, que soy inferior al menor de todos los santos,+ recibí esta bondad inmerecida+ para anunciarles a las naciones las buenas noticias de las incontables riquezas del Cristo  y para hacerles ver a todos cómo se administran los asuntos del secreto sagrado+ que ha estado escondido por siglos en Dios, quien creó todas las cosas. 10  Esto sucedió para que ahora los gobiernos y las autoridades que están en los lugares celestiales conozcan mediante la congregación+ la sabiduría de Dios en sus múltiples formas.+ 11  Esto concuerda con el propósito eterno que él estableció en relación con el Cristo,+ Jesús nuestro Señor. 12  Por medio de él hablamos con libertad y podemos acceder libremente a Dios+ con confianza, pues tenemos fe en Cristo.* 13  Por eso les pido que no se desanimen por las dificultades que yo sufro por ustedes, porque estas tienen como resultado gloria para ustedes.+ 14  Por esa razón me arrodillo ante el Padre, 15  a quien toda familia en el cielo y en la tierra le debe su nombre. 16  Oro para que, mediante su abundante gloria, él permita que la persona que ustedes son en su interior+ sea fortalecida con el poder del espíritu de él 17  y para que, mediante la fe de ustedes, el Cristo resida en sus corazones con amor.+ También oro para que estén bien arraigados+ y establecidos en el fundamento,+ 18  a fin de que con todos los santos sean plenamente capaces de comprender bien la anchura, la longitud, la altura y la profundidad, 19  y de conocer el amor del Cristo+ que supera al conocimiento, para que se les llene de toda la plenitud que Dios da. 20  Ahora, a aquel que mediante su poder —que está actuando en nosotros—+ puede hacer infinitamente más que todo lo que pedimos o imaginamos,+ 21  a él vaya la gloria mediante la congregación y mediante Cristo Jesús por todas las generaciones para siempre jamás. Amén.

Notas

O “la mayordomía de”.
O “la dádiva gratuita”.
Lit. “en él”.

Notas de estudio

Multimedia