Ir al contenido

Ir al menú secundario

Ir al índice

Testigos de Jehová

lengua de señas ecuatoriana

Mi libro de historias bíblicas

 HISTORIA 110

Timoteo ayudante de Pablo

Timoteo ayudante de Pablo

EL JOVEN que ves aquí con el apóstol Pablo es Timoteo. Timoteo vive con su familia en Listra. Su madre se llama Eunice y su abuela Loida.

Esta es la tercera vez que Pablo ha visitado a Listra. Hace como un año Pablo y Bernabé estuvieron aquí por primera vez, predicando. Ahora Pablo ha vuelto con su amigo Silas.

¿Sabes lo que Pablo le dice a Timoteo? ‘¿Te gustaría venir con Silas y conmigo?’ pregunta. ‘Podrías ayudarnos a predicar a la gente en lugares lejanos.’

‘Sí,’ contesta Timoteo, ‘me gustaría ir.’ Por eso, poco después Timoteo deja a su familia y se va con Pablo y Silas. Pero antes de que aprendamos algo acerca de su viaje, veamos qué le ha estado pasando a Pablo. Ya han pasado 17 años desde que Jesús se le apareció en el camino a Damasco.

¡Recuerda, Pablo vino a Damasco para causar daño a los discípulos de Jesús, pero ahora él mismo es discípulo! Más tarde, unos enemigos buscan matar a Pablo, pero los discípulos le ayudan a escapar. En un cesto, lo bajan por el muro de la ciudad y así lo ponen fuera.

Después, Pablo pasa a Antioquía para predicar. Aquí por primera vez se llama cristianos a los discípulos. Luego Pablo y Bernabé son enviados en un viaje desde Antioquía para predicar en países lejanos. Una de las ciudades que visitan es Listra, donde vive Timoteo.

Ahora, más o menos un año después, Pablo ha vuelto a Listra en un segundo viaje. Cuando Timoteo sale con Pablo y Silas, ¿sabes a dónde van? Mira el mapa, y aprendamos.

Primero, van a Iconio, que está cerca, entonces a una segunda ciudad llamada Antioquía. Después viajan a Troas, entonces pasan a Filipos, Tesalónica y Berea. ¿Ves a Atenas en el mapa? Pablo predica allí. Después, pasan año y medio predicando en Corinto. Finalmente se detienen por poco tiempo en Éfeso. Entonces regresan por barco a Cesarea, y suben a Antioquía, donde Pablo se aloja.

Así que Timoteo viaja cientos y cientos de kilómetros ayudando a Pablo a predicar las “buenas nuevas” y empezar muchas congregaciones. Cuando tú crezcas, ¿serás siervo fiel de Dios como Timoteo?

Hechos 9:19-30; 11:19-26; capítulos 13 a 17; 18:1-22.