¿Está usted capacitado para servir?

¿Está usted capacitado para servir?

 ¿Está usted capacitado para servir?

“El estar nosotros adecuadamente capacitados proviene de Dios.” (2 CORINTIOS 3:5.)

1. En la congregación cristiana no hay lugar para ¿qué clase de personas?

JEHOVÁ DIOS y Jesucristo son trabajadores. Jesús dijo: “Mi Padre ha seguido trabajando hasta ahora, y yo sigo trabajando”. (Juan 5:17.) Dios no aprueba a personas que rehúsan trabajar; tampoco aprueba a las que quieren responsabilidad para conseguir poder sobre otros. En la congregación cristiana no hay lugar para holgazanes ni para ambiciosos egoístas. (Mateo 20:25-27; 2 Tesalonicenses 3:10.)

2. ¿Por qué se necesitan ahora hombres que asuman responsabilidad en la congregación cristiana?

2 Los testigos de Jehová tienen “mucho que hacer en la obra del Señor”, especialmente ahora cuando tantas personas afluyen a “la montaña” de la adoración verdadera. (1 Corintios 15:58; Isaías 2:2-4.) Hay gran necesidad de hombres espiritualmente capacitados que asuman responsabilidad en la congregación. Esos hombres ensalzan a Jehová y no se ensalzan a sí mismos, pues no los impulsa la ambición egoísta. (Proverbios 8:13.) Saben que Dios les ayuda a capacitarse para sus deberes en la congregación, tal como ‘capacita adecuadamente a los ministros del nuevo pacto’. (2 Corintios 3:4-6.)

3. Básicamente, ¿en qué consisten las responsabilidades de los ancianos y los siervos ministeriales?

3 Como sucedía entre los cristianos primitivos, hoy hay hombres nombrados por espíritu santo y mediante el arreglo de organización de Jehová para servir como ancianos y siervos ministeriales. (Hechos 20:28; Filipenses 1:1; Tito 1:5.) Los ancianos pastorean espiritualmente al rebaño de Dios y suministran supervisión protectora. Tienen la ayuda de los siervos ministeriales, cuyos deberes no envuelven directamente la superintendencia espiritual. (1 Pedro 5:2; compárese con Hechos 6:1-6.) Al igual que el Hijo de Dios, quien vino para ministrar, estos hombres nombrados desean servir a sus compañeros de creencia. (Marcos 10:45.) Si usted es un hombre cristiano, ¿tiene ese espíritu?

Requisitos en común

4. ¿Dónde, particularmente, están las listas de los requisitos para aquellos a quienes se encomienda responsabilidad en la congregación?

4 Particularmente en 1 Timoteo 3:1-10, 12, 13 y Tito 1:5-9 el apóstol Pablo expone los requisitos que deben satisfacer los hombres a quienes se encomienda responsabilidad en la congregación. Al considerar estos requisitos, algunos de los cuales aplican tanto a ancianos como a siervos ministeriales, no debemos considerarlos según normas mundanas. Más bien, debemos verlos en su marco del primer siglo y como normas que pueden aplicarse en el pueblo de Jehová. No exige perfección cumplir con estos requisitos, porque entonces ningún humano los satisfaría. (1 Juan 1:8.) Pero si usted es hombre cristiano, sea que tenga ahora deberes en la congregación o no, ¿por qué no se examina para ver si satisface estos requisitos?

5. ¿Qué significa ser irreprensible?

5 Irreprensible; que tenga excelente testimonio de los de afuera; libre de acusación. (1 Timoteo 3:2, 7, 8, 10; Tito 1:6, 7.) Al tiempo de ser nombrados y mientras sirven en esa capacidad los siervos ministeriales y los ancianos deben ser irreprensibles, es decir, estar libres de culpa y de que se les tenga que censurar por una acusación justificada de conducta o enseñanza incorrecta. Las acusaciones falsas hechas por “falsos hermanos” u otros no hacen que un hombre sea reprensible. Para descalificar a un hombre de servir en la congregación el cargo que se levante contra él no debe ser de poco peso, y tiene que ser probado según las normas bíblicas. (2 Corintios 11:26; 1 Timoteo 5:19.) El que reciba un nombramiento en la congregación “debe también tener excelente testimonio de los de afuera, para que no caiga en vituperio y en un lazo del Diablo”. Si un hombre ha cometido algún pecado grave en el pasado, solo puede ser nombrado si por la vida que ha llevado ha borrado cualquier vituperio y se ha hecho un buen nombre para sí mismo.

6. ¿Qué significa ser esposo de una sola mujer?

6 Esposo de una sola mujer. (1 Timoteo 3:2, 12; Tito 1:6.) Esto no significa que solo hombres casados pueden ser siervos ministeriales y ancianos. Sin embargo, si el hombre es casado, solo debe tener una esposa viviente, y debe ser fiel a ella. (Hebreos 13:4.) A diferencia de lo que se veía entre muchos hombres no cristianos del primer siglo, no puede ser polígamo *.

7. a) ¿Es la edad física lo que capacita a un hombre para ser anciano? b) ¿Qué implica el que alguien presida su propia casa excelentemente?

7 Que presida su propia casa excelentemente, con hijos en sujeción. (1 Timoteo 3:4, 5, 12; Tito 1:6.) Puede que a algunos les parezca que los ancianos deben tener por lo menos 30 años de edad, pero la Biblia no fija ninguna edad mínima. Sin embargo, la persona debe actuar como hombre mayor en sentido espiritual. Los siervos ministeriales y los ancianos deben ser hombres con suficiente edad como para ser padres. El hombre casado que se comporta de manera piadosa en otros lugares pero es un tirano en el hogar no está capacitado para servir. Tiene que haberse ganado el respeto por presidir su propia casa según los principios bíblicos, y su objetivo debe ser tener éxito al tratar con cada miembro de la familia en lo referente a lo espiritual. Como regla general, los hijos menores del anciano que es padre deben comportarse bien y ser “creyentes”. Van progresando hacia dedicarse a Dios o ya son testigos bautizados de Jehová. Es poco probable que un hombre que no pueda infundir fe en el corazón de sus hijos pueda hacerlo en el de otros.

8. ¿Qué tiene que aprender a hacer el hombre de familia antes de llegar a ser anciano?

8 Antes de que un hombre de familia pueda ser anciano con aptitud para proveer superintendencia espiritual en una congregación, tiene que aprender a dirigir su propia casa. ‘Si algún hombre no sabe presidir su propia casa, ¿cómo cuidará de la congregación de Dios?’ (1 Timoteo 3:5.) Es cierto que un hombre pudiera recibir oposición de una esposa incrédula. (Mateo 10:36; Lucas 12:52.) O puede que uno de sus hijos cometa un pecado grave, aunque los demás estén progresando en sentido espiritual. Sin embargo, si el hombre ha hecho todo lo que pudiera esperarse, y especialmente si ha tenido éxito en cuanto a lo espiritual con relación a otros miembros de su casa, el que un miembro de la familia rechazara su buena dirección no lo descalificaría necesariamente de ser siervo ministerial o anciano.

9. ¿Qué cuidado debe tener el anciano o siervo ministerial con relación a las bebidas alcohólicas?

9 No un borracho pendenciero ni dado a mucho vino. (1 Timoteo 3:3, 8; Tito 1:7.) El que es siervo ministerial o anciano no debe abusar de las bebidas alcohólicas. La adicción a estas puede llevarlo a perder el dominio de los pensamientos y las emociones, lo cual llevaría a las pendencias o peleas del borracho. No debe ser ‘dado a mucho vino’ ni tener la reputación de ser un bebedor empedernido ni uno que beba en exceso. (Proverbios 23:20, 21, 29-35.) ¡Qué trágico sería que una visita de pastoreo fuera estropeada por la intemperancia! Si algún hermano usa bebidas alcohólicas, no debería hacerlo mientras participa en las reuniones, en el ministerio ni en ninguna otra forma de servicio sagrado. (Levítico 10:8-11; Ezequiel 44:21.)

10. ¿Por qué no están capacitados para ser ancianos ni siervos ministeriales los que aman el dinero ni los que buscan ávidamente ganancia falta de honradez?

10 No amador del dinero ni ávido de ganancia falta de honradez. (1 Timoteo 3:3, 8; Tito 1:7.) Los amadores del dinero están en peligro espiritual, y las “personas dominadas por la avidez” no heredarán el Reino de Dios. Por eso, tales hombres no satisfacen los requisitos para ser ancianos ni siervos ministeriales. (1 Corintios 6:9, 10; 1 Timoteo 6:9, 10.) La palabra griega que se vierte “falta de honradez” significa básicamente “deshonroso”, y el término traducido “ganancia” se refiere a cualquier clase de beneficio o ventaja. (Filipenses 1:21; 3:4-8.) Desde luego, el hombre cuya disposición indica que trataría a las “ovejas” de Dios con falta de honradez no está capacitado para asumir responsabilidad en la congregación. (Ezequiel 34:7-10; Hechos 20:33-35; Judas 16.) La necesidad de ejercer cautela al recomendar a alguien aumenta cuando nos damos cuenta de que un hombre ya nombrado a quien se hubieran confiado fondos pudiera sentirse tentado a sustraer parte del dinero. (Juan 12:4-6.)

11. ¿Por qué no se debe recomendar a “un hombre recién convertido” para responsabilidad en la congregación?

11 No un hombre recién convertido; probado en cuanto a aptitud. (1 Timoteo 3:6, 10.) La persona recién bautizada no ha tenido tiempo para dar prueba de que puede atender fielmente los deberes que se le asignen. Puede que no se conduela de los afligidos ni tenga la sabiduría necesaria para ayudar a sus compañeros de adoración, y quizás hasta vea con desprecio a otros. Por eso, antes de que un hombre sea recomendado para siervo ministerial, y especialmente para anciano, debe ser ‘probado en cuanto a aptitud’ y debe demostrar que ejerce buen juicio y que es confiable. No se da un tiempo fijo para esta prueba, y el paso del progreso espiritual de las personas varía. Pero los ancianos no deben apresurarse a recomendar a un hermano nuevo, “por temor de que se hinche de orgullo y caiga en el juicio pronunciado contra el Diablo”. Que primero el hombre manifieste humildad como la de Cristo. (Filipenses 2:5-8.)

Lo que debe verse en los siervos ministeriales

12. ¿Se espera que solo los siervos ministeriales satisfagan los requisitos que se dan para ellos?

12 Se estipulan algunos requisitos para los siervos ministeriales. No obstante, si los ancianos no satisficieran esos requisitos también, no estarían capacitados para servir. Como hombre cristiano, ¿satisface usted esos requisitos?

13. ¿Qué significa ser serio?

13 Serio. (1 Timoteo 3:8.) El hombre que está capacitado para servir como siervo ministerial no debe tomar sus responsabilidades a la ligera. Debe comportarse con dignidad que se gane el respeto de otros. Aunque el desplegar en ciertas ocasiones un sentido del buen humor es aceptable, no satisfaría los requisitos si constantemente manifestara frivolidad.

14. a) ¿Qué significa no ser de lengua doble? b) ¿Qué se requiere para tener una conciencia limpia?

14 No de lengua doble; que tenga una conciencia limpia. (1 Timoteo 3:8, 9.) Los siervos ministeriales (y ancianos) tienen que ser veraces, no chismosos ni tortuosos. Puesto que no son de lengua doble, no deben manifestar hipocresía diciendo una cosa a cierta persona y precisamente lo contrario a otra. (Proverbios 3:32; Santiago 3:17.) Estos hombres también tienen que apoyar fielmente la verdad revelada, “manteniendo el secreto sagrado de la fe con una conciencia limpia”. Ante Dios, la conciencia de tal hombre debería dar testimonio de que es recto y no practica nada solapado ni contaminador. (Romanos 9:1; 2 Corintios 1:12; 4:2; 7:1.) Nadie satisface los requisitos para servir al rebaño de Dios a menos que se adhiera a la verdad y a los principios piadosos.

Enfoque de los requisitos para los ancianos

15. Ahora examinamos los requisitos para ¿quiénes?, y, especialmente, ¿qué implican estos?

15 Hay ciertos requisitos que aplican particularmente a los ancianos, y en gran parte se relacionan con su obra de pastores y maestros. Como hombre cristiano, ¿satisface usted estos requisitos?

16. a) ¿Qué se requiere para moderación en los hábitos? b) ¿Cómo puede ejercer autodominio el anciano?

16 Moderado en los hábitos; que ejerza autodominio. (1 Timoteo 3:2; Tito 1:8.) El anciano tiene que ser templado y no estar esclavizado a malos hábitos. Cuando afronte pruebas, Dios le ayudará a mantener equilibrio si ora como lo hizo el salmista: “Las angustias de mi corazón se han multiplicado; de los apuros en que me hallo, oh, sácame”. (Salmo 25:17.) El superintendente también debe orar por el espíritu de Dios y desplegar sus frutos, incluso el de autodominio. (Lucas 11:13; Gálatas 5:22, 23.) Si el anciano domina sus pensamientos, habla y acciones, podrá evitar extremos mientras da guía espiritual a la congregación.

17. ¿Qué implica ser de juicio sano?

17 De juicio sano. (1 Timoteo 3:2.) El anciano tiene que ser sensato, discreto y prudente. Su habla y acciones deben tener propósito y ser racionales. Su modo de pensar humilde y equilibrado se basa en la sabiduría piadosa y en las enseñanzas saludables de la Palabra de Jehová, de la cual debe ser estudiante diligente. (Romanos 12:3; Tito 2:1.)

18. ¿Qué requiere del anciano el ser persona ordenada?

18 Ordenado. (1 Timoteo 3:2.) La palabra griega que se emplea aquí se traduce “bien arreglado” en 1 Timoteo 2:9. De modo que el anciano debe tener un patrón de vida caracterizado por la decencia y el buen arreglo. Por ejemplo, debe ser puntual. Parece que los cristianos del primer siglo no recalcaron al extremo el asunto de llevar registros, y no es necesario que un superintendente hoy sea un contador u oficinista experto. Los siervos ministeriales podrían encargarse de lo que se requiera en estos asuntos. Pero el término griego para “ordenado” puede indicar buen comportamiento, y un hombre ciertamente no estaría capacitado para ser anciano si fuera ingobernable o desordenado. (1 Tesalonicenses 5:14; 2 Tesalonicenses 3:6-12; Tito 1:10.)

19. ¿Cómo obra el anciano que es hospitalario?

19 Hospitalario. (1 Timoteo 3:2; Tito 1:8.) El anciano ‘sigue la senda de la hospitalidad’. (Romanos 12:13; Hebreos 13:2.) La palabra griega para “hospitalario” significa literalmente “encariñado con extraños”. Por eso el anciano hospitalario da la bienvenida a los nuevos que asisten a las reuniones cristianas y muestra el mismo interés tanto por los pobres como por los que disfrutan de prosperidad material. Es hospitalario con los que rinden servicio como ministros viajantes para el adelanto del cristianismo, y pone a estas personas en camino “de una manera digna de Dios”. (3 Juan 5-8.) Sí, el anciano muestra hospitalidad especialmente a sus compañeros de creencia según las necesidades que tengan y al grado que se lo permitan sus circunstancias. (Santiago 2:14-17.)

20. ¿Qué hace del anciano una persona capacitada para enseñar?

20 Capacitado para enseñar. (1 Timoteo 3:2.) Lo apto del anciano como maestro espiritual no proviene de habilidad mental ni sabiduría mundana. (1 Corintios 2:1-5, 13.) Es el resultado de que se “adhiera firmemente a la fiel palabra en lo que toca a su arte [o manera] de enseñar, para que pueda exhortar por la enseñanza que es saludable y también censurar a los que contradicen”. (Tito 1:9; compárese con Hechos 20:18-21, 26, 27.) Debe poder ‘instruir con apacibilidad a los que no están favorablemente dispuestos’. (2 Timoteo 2:23-26.) Aunque un anciano no sea el mejor orador público de la congregación, debe ser tan buen estudiante de la Palabra de Dios que sea lo suficientemente hábil como para instruir y aconsejar a los creyentes, que también estudian la Biblia. (2 Corintios 11:6.) Tiene que estar capacitado para impartir “enseñanza saludable” que ayude a familias e individuos a llevar una vida piadosa. (Tito 2:1-10.)

21. a) ¿Por qué se puede decir que el anciano no es golpeador? b) ¿Qué significa ser razonable? c) ¿Qué quiere decir no ser belicoso?

21 No un golpeador, sino razonable, no belicoso. (1 Timoteo 3:3; Tito 1:7.) Puesto que es pacífico, el anciano no golpea físicamente a las personas ni las intimida mediante comentarios abusivos o cortantes. (Compárese con 2 Corintios 11:20.) (El comentario anterior, de que “no [es] un borracho pendenciero”, indica que evita abusar del alcohol, pues ese abuso muy a menudo lleva a contiendas.) Porque es “razonable” (o ‘dispuesto a ceder’) y no es autoritario ni difícil de complacer, no hace cuestiones mayores de pequeñeces. (1 Corintios 9:12; Filipenses 4:5; 1 Pedro 2:18.) Puesto que el anciano no es belicoso o contencioso, evita las disputas y ‘no es propenso a la ira’. (Tito 3:2; Santiago 1:19, 20.)

22. ¿Qué indica el hecho de que el anciano no debe ser voluntarioso?

22 No es voluntarioso. (Tito 1:7.) Literalmente, esto significa “que no procura complacerse a sí mismo”. (Compárese con 2 Pedro 2:10.) El anciano no debe ser dogmático, sino que debe considerar sus aptitudes con humildad. Porque no opina que pueda manejar los asuntos mejor que toda otra persona, humildemente comparte la responsabilidad con otros y aprecia tener una multitud de consejeros. (Números 11:26-29; Proverbios 11:14; Romanos 12:3, 16.)

23. a) ¿Cómo definiría usted “amador del bien”? b) ¿Qué significa ser justo?

23 Amador del bien; justo. (Tito 1:8.) Para ser anciano, uno tiene que amar el bien y ser justo. El amador del bien ama lo que es bueno a la vista de Jehová, efectúa hechos bondadosos y útiles y muestra aprecio por la bondad de otros. (Lucas 6:35; compárese con Hechos 9:36, 39; 1 Timoteo 5:9, 10.) El ser justo significa someterse a las leyes y normas de Dios. Entre otras cosas, ese hombre es imparcial y piensa en cosas justas, castas y virtuosas. (Lucas 1:6; Filipenses 4:8, 9; Santiago 2:1-9.) Puesto que la bondad difiere de la justicia en el sentido de que va más allá de lo que exige lo justo, el amador del bien hace más a favor de otros de lo que se requiere de él. (Mateo 20:4, 13-15; Romanos 5:7.)

24. ¿Qué exige el ser leal?

24 Leal. (Tito 1:8.) El hombre capacitado para ser anciano mantiene devoción inquebrantable a Dios y se adhiere a la ley divina, prescindiendo de cómo se someta a prueba su integridad. Hace lo que Jehová espera de él, y esto incluye servir como proclamador fiel del Reino. (Mateo 24:14; Lucas 1:74, 75; Hechos 5:29; 1 Tesalonicenses 2:10.)

Cómo satisfacer los requisitos

25. ¿De quiénes se exigen los requisitos que acabamos de examinar, y cómo pueden satisfacerse?

25 La mayoría de los requisitos que acabamos de considerar abarcan cosas que se exigen de todo testigo de Jehová, y podemos satisfacerlos mediante la bendición de Dios sobre el estudio, el esfuerzo, la buena compañía y la oración de cada uno de nosotros. Puede que algunos se destaquen más por satisfacer ciertos requisitos que por satisfacer otros. Pero los siervos ministeriales y los ancianos tienen que satisfacer a grado razonable todos los requisitos para su privilegio particular.

26. ¿Por qué se ofrecen para asumir responsabilidad en la congregación los hombres cristianos?

26 Todo testigo de Jehová debe querer hacer cuanto le sea posible en el servicio a Dios. Este espíritu impulsa a los hombres cristianos a ofrecerse para asumir responsabilidad en la congregación. ¿Es usted hombre dedicado y bautizado? Si lo es, ¡procure adelantar, y haga todo esfuerzo posible por capacitarse para servir!

[Nota a pie de página]

^ párr. 6 Véase también La Atalaya del 15 de julio de 1983, página 29, bajo el subtítulo “Divorcio que tiene base bíblica”.

¿Qué contestaría usted?

□ ¿Por qué se necesitan mucho ahora hombres bautizados que acepten responsabilidad en la congregación?

□ ¿Cuáles son algunos de los requisitos que deben satisfacer los siervos ministeriales?

□ ¿Cuáles son algunos de los requisitos que deben satisfacer los ancianos?

□ ¿Por qué debe saber presidir bien su propia casa el anciano?

□ ¿Qué impulsa a los hombres cristianos a ofrecerse para aceptar deberes en la congregación?

[Preguntas del estudio]

[Ilustración en las páginas 24, 25]

Los ancianos y siervos ministeriales deben presidir su propia casa en conformidad con los principios bíblicos